TANGERANG, Indonesia (AP) — Las chispas de un soplete provocaron el gran incendio en una fábrica de productos pirotécnicos cerca de la capital indonesia en el que murieron 48 personas, según indicó la policía el sábado.

Se cree que el soldador, Subarna Ega, inició de forma accidental el fuego del jueves en Tangerang, un suburbio de Yakarta, según indicó el portavoz policial Argo Yuwono. La policía busca a Ega, y mantiene detenidos al propietario y el director de operaciones de la planta.

Las chispas del soplete de Ega cayeron sobre unos fuegos artificiales y provocaron el desastre, explicó Yuwono en una rueda de prensa.

Los cuerpos de las víctimas mortales se encontraron apilados al fondo de la fábrica y muchos estaban demasiado calcinados para ser reconocidos a simple vista.

La cifra de víctimas subió a 48 personas después de que un trabajador que había sufrido graves quemaduras muriera el sábado en un hospital, indicó el policía Nico Afinta.

El incendio podría haberse evitado si el propietario hubiera cumplido los protocolos de seguridad, dijo Afinta.

Entre los fallecidos había una niña de 14 años llamada Surnah, según la policía.

La cifra de muertos podría seguir subiendo porque muchos de los que escaparon sufren extensas quemaduras.

Los 46 heridos fueron trasladados a tres hospitales, y 27 seguían hospitalizados el sábado, algunos en estado grave.

Había adolescentes de entre 15 y 17 años entre los heridos, señaló Afinta. Trabajaban sin contrato y sólo recibían un salario de unos 3 dólares al día, muy por debajo del salario mínimo en la región, de unos 250 dólares mensuales, añadió el policía.

La edad legal para trabajar en Indonesia son los 15 años, pero sube a 18 si el trabajo se considera peligroso.

La policía detuvo a Indra Liyono y Andri Hartanto, propietario y director de operaciones de la fábrica, que tenía 103 empleados, acusados de contratar trabajadores menores de edad e incumplir las normas de salario mínimo, así como de negligencia que resultó en muertes.

Los tres hombres podrían ser condenados a hasta cinco años de prisión si son condenados, dijo Afinta.

___

NOTA DEL EDITOR: Se ha corregido este despacho para indicar que la policía busca a Ega, que no ha sido detenido.

___

El periodista de Associated Press Ali Kotarumalos in Yakarta, Indonesia, contribuyó a este despacho.