TEHERÁN, Irán (AP) — El líder supremo iraní, el ayatolá Alí Jamenei, rompió el martes su silencio sobre la reciente oleada nacional de protestas y las atribuyó a la intromisión de “enemigos de Irán”.

Jamenei emitió su postura sobre las manifestaciones _las de mayor escala vistas en Irán desde 2009_ después de una cruenta noche en la que los inconformes intentaron irrumpir en una estación de policía y se registraron las primeras muertes entre las fuerzas de seguridad. Al menos 21 personas han muerto en las manifestaciones de los últimos seis días.

Las protestas comenzaron el 28 de diciembre en Mashaad por el mal estado de la economía y la carestía de los alimentos. Las movilizaciones se han extendido a ciudades y localidades en casi todas las provincias. Centenares de personas fueron arrestadas y un juez advirtió que algunos podrían enfrentar la pena de muerte.

Jamenei, de 78 años, advirtió que el enemigo “espera la oportunidad de meterse por una rendija”.

“Hay que observar los incidentes de los últimos días”, señaló. “Todos los contrarios a la República Islámica han recurrido a diversos medios, como dinero, armas, política y aparatos de inteligencia, para acarrear problemas al sistema islámico, la República Islámica y la Revolución Islámica”.

Jamenei no mencionó por su nombre a algún país extranjero, aunque se comprometió a abundar en detalles en los próximos días. Sin duda la lista la encabeza Estados Unidos, cuyo presidente Donald Trump ha manifestado durante varios días su apoyo a las protestas en diversos tuits.

El martes, Trump escribió que “el pueblo de Irán por fin actúa contra el brutal y corrupto régimen iraní”.

“Todo el dinero que el presidente Obama les dio estúpidamente fue a parar al terrorismo”, escribió Trump, al parecer en referencia al acuerdo nuclear alcanzado por su predecesor con Teherán. “¡La gente tiene poca comida, mucha inflación y no hay respeto por los derechos humanos. Estados Unidos está observando!”.

Se desconoce cómo influirán los tuits de Trump en las protestas. La televisión estatal de Irán informó en sus noticiarios de los mensajes de Trump y algunas personas los han compartido en internet, pero mucha gente en Irán desconfía del mandatario estadounidense por su negativa a revalidar el acuerdo nuclear de 2015 y porque ha restringido las visas a los iraníes.

El portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, Bahram Ghasemi, pidió a Trump que deje de publicar tuits sobre el país y se concentre en resolver las dificultades que aquejan a Estados Unidos.

“Lo mejor sería que él intente abordar los problemas internos de Estados Unidos, como las decenas de homicidios que ocurren a diario en enfrentamientos armados y tiroteos, así como la situación de millones de indigentes y gente hambrienta en ese país”, declaró Ghasemi, según la agencia noticiosa estatal IRNA.

___

Karimi reportó desde Teherán, y Gambrell desde Dubái. El periodista de The Associated Press, Amir Vahdat, en Teherán, contribuyó a este despacho.