BOSTON, Massachusetts, EE.UU. (AP) — El gobernador Deval Patrick dijo el lunes que su oficina recibe tres comentarios favorables por uno en contra con relación a la posibilidad de dar albergue en Massachusetts a los niños que entran solos sin autorización por la frontera sur de Estados Unidos.

Patrick dijo a reporteros que los funcionarios locales no tienen nada de qué preocuparse, porque los niños serán alojados en instalaciones seguras operadas y financiadas por el gobierno federal.

El gobernador señaló que algunas de las personas que se reunieron el sábado frente a la sede del poder legislativo para protestar por su plan parecían más preocupadas por las políticas migratorias federales que por el asunto de dónde se alojarán temporalmente los menores inmigrantes.

Patrick dijo que no ha recibido nueva información del gobierno federal sobre si tratará de alojar a alguno de esos menores en Massachusetts.

Ya ha ofrecido la base militar Camp Edwards en Cape Cod y la Base Westover de las Reservas de la Fuerza Aérea en Chicopee como posibles locaciones.

_____

Interactivo AP:

http://hosted.ap.org/interactives/2013/reforma-migratoria/