AP NEWS
Related topics

Arranca recuento de votos en Florida en medio de tensiones

November 12, 2018

Trabajadores electorales colocan boletas en máquinas de conteo, el domingo 11 de noviembre de 2018, en la oficina de la supervisora de las elecciones del condado Broward, en Lauderhill, Florida. (Joe Cavaretta /South Florida Sun-Sentinel vía AP)

FORT LAUDERDALE, Florida, EE.UU. (AP) — Contratiempos, protestas y un litigio marcaron el primer día del recuento de votos en Florida en las cruciales elecciones para la gobernación y el escaño del Senado, lo que trajo a la memoria el fiasco presidencial del 2000.

Gran parte del drama el domingo se centró en los condados Broward y Palm Beach, lugares que albergan grandes concentraciones de votantes demócratas.

En el de Broward, el recuento se demoró varias horas el domingo por la mañana debido a un problema con una de las máquinas de tabulación. Ello provocó que el Partido Republicano criticara a la supervisora de las elecciones en el condado, Brenda Snipes, por su “incompetencia y mal manejo flagrante”.

Las autoridades de Broward enfrentaron más dolores de cabeza luego de que reconocieron que el condado había contado erróneamente 22 boletas de votantes ausentes que habían sido rechazadas. El problema parecía imposible de arreglar debido a que las boletas descartadas estaban mezcladas con 205 legales y Snipes dijo que sería injusto desechar todos esos votos.

Al concluir el día, el gobernador Rick Scott, el candidato republicano al Senado, interpuso una demanda contra Snipes en un tribunal de circuito. Solicitó que un juez emita una orden para que los agentes policiales confisquen y aseguren todas las urnas electrónicas, los dispositivos de conteo y las boletas “cuando no estén en uso hasta el momento en que se realice el recuento”.

En la demanda se acusaba a Snipes de no reportar el número de boletas que quedaban por contabilizar y de no informar los resultados regularmente como lo requiere la ley.

Juan Peñalosa, director ejecutivo del Partido Demócrata en Florida, acusó a Scott de “utilizar su posición para consolidar el poder al golpear el núcleo mismo de nuestra democracia”.

En tanto, en el condado Palm Beach, la supervisora de las elecciones dijo que no cree que su departamento sea capaz de cumplir con el plazo del jueves fijado por el estado para completar el recuento, lo que pone en duda qué pasará con los votos de esa zona.

Los hechos se sumaron a un día tumultuoso en el estado políticamente disputado. Más de la mitad de los 67 condados de Florida comenzaron con un proceso de recuento de votos que no tiene precedentes en una entidad notoria por tener comicios que se definen por márgenes muy estrechos. Las autoridades estatales dijeron que no sabían de ninguna otra ocasión en que una contienda para la gobernación o el Senado requiriera un recuento, y mucho menos de los votos para ambos cargos en la misma elección.

El recuento en otras zonas muy pobladas, incluidos los condados Miami-Dade, Pinellas y Hillsborough en el área de Tampa Bay, continuaba sin incidentes el domingo. Se prevé que los condados más pequeños comiencen sus revisiones en los próximos días.

Los resultados no oficiales mostraron que el exrepresentante republicano Ron DeSantis iba delante del alcalde demócrata de Tallahassee, Andrew Gillum, por 0,41 puntos porcentuales en la elección para gobernador.

En cuanto a la del Senado, la ventaja de Scott sobre el titular del escaño, el demócrata Bill Nelson, era de 0,14 puntos porcentuales.

Las leyes estatales requieren que se realice un recuento por medio de máquinas en las contiendas en las que haya menos de 0,5 puntos porcentuales de diferencia. Una vez que se complete el proceso, si las diferencias en cualquiera de las elecciones son de 0,25 puntos porcentuales o menos, se ordenará un recuento manual.

Los recuentos hacen recordar el efectuado en los comicios presidenciales de 2000, cuando se requirieron más de cinco semanas para que Florida declarara a George W. Bush el ganador sobre el vicepresidente Al Gore por una diferencia de 537 votos, lo que le dio la presidencia a Bush.

___

Los periodistas de The Associated Press Tamara Lush en St. Petersburg y Brendan Farrington en Tallahassee contribuyeron a este despacho.

AP RADIO
Update hourly