AP NEWS
Related topics

Podrían pasar años hasta que Ohio ejecute a otro condenado

February 26, 2019
ARCHIVO - Esta foto de archivo del 14 de enero del 2019 muestra al gobernador de Ohio Mike DeWine hablando durante una ceremonia pública en el Capitolio de Ohio, en Columbus, Ohio. (AP Foto/John Minchillo, Pool)

COLUMBUS, Ohio, EE.UU. (AP) — Declaraciones y medidas tomadas recientemente por el gobernador Mike DeWine parecen indicar que podrían pasar años antes de que Ohio ejecute a otro condenado a muerte.

El mes pasado, el gobernador republicano ordenó al sistema de prisiones que cree un nuevo protocolo de inyección de drogas mortales, luego que un juez federal criticara mordazmente la primera droga usada bajo la metodología estatal.

La semana pasada, DeWine dijo que ciertamente no habría ejecuciones en Ohio mientras se busque esa droga y se ventilen las apelaciones que seguramente se presentarán tras la adopción del nuevo sistema.

Luego que Ohio comenzó a buscar nuevas drogas en el 2014, al estado le tomó más de tres años establecer su actual protocolo de inyección de tres drogas mortales. Desde entonces, ha sido más difícil que los estados encuentren drogas, lo que quiere decir que una nueva búsqueda podría tomar el mismo tiempo.

La primera droga del nuevo sistema de Ohio, el sedante midazolam, ha sido blanco de apelaciones que argumentan que exponen a reos a que posiblemente sientan mucho dolor porque no provoca inconsciencia profunda.

Debido a que Ohio usa midazolam, el juez federal Michael Merz cuestionó el 14 de enero la constitucionalidad del sistema estatal en un fallo y dijo que los reos podrían experimentar un sufrimiento parecido al de la tortura llamada “submarino”.

Pero debido a que los abogados del condenado a muerto Keith Henness no aprobaron una alternativa, Merz rehusó detener la ejecución.

DeWine si lo hizo, aplazando la ejecución de Henness, del 13 de febrero hasta el 12 de septiembre, aunque esta fecha dependería de que el estado tuviera en regla un nuevo sistema de inyección letal aprobado por la corte, lo cual es poco probable que ocurra dentro de este lapso.

Ohio también tiene programado ejecutar a Cleveland Jackson el 29 de mayo, cronograma que Merz cuestionó la semana pasada, dada la orden del gobernador.

Merz expresó el viernes tener la seguridad de que el estado “no planea llevar a cabo una ejecución usando un protocolo que el gobernador ha rechazado públicamente”.

De la misma manera, agregó que la decisión de DeWine “encarna la excelencia de políticas públicas” dado que un método totalmente constitucional podría evitar los usuales retrasos de último momento.

DeWine dijo que no estaría bien realizar ejecuciones hasta que la corte apruebe un método de inyección letal de drogas.

“Ohio no va a ejecutar a alguien mientras yo esté en este puesto, ahora que un juez federal ha fallado que es un castigo cruel e inusual”, dijo DeWine el 19 de febrero en un foro patrocinado por The Associated Press.