CHICAGO (AP) — Ocho personas, entre ellas seis niños, murieron luego de que ocurrió un incendio el domingo en la madrugada en un apartamento de Chicago, uno de los más letales en años en la tercera ciudad más grande de Estados Unidos, informaron las autoridades.

Otras dos personas fueron hospitalizadas en condición crítica, señaló Larry Merritt, portavoz del Departamento de Bomberos.

“No habíamos tenido algo así en muchos, muchos años, tal cantidad de fatalidades y lesionados en un solo lugar”, dijo Jose Santiago, jefe de los bomberos.

Se instaló un monumento conmemorativo improvisado en una acera cercana, en el que se veían cruces por cada uno de los niños que murió y un pequeño muñeco de Mickey Mouse al lado de una de ellas. El reverendo Clifford Spears, de la iglesia misionera bautista Saint Michael, encabezó a una multitud que se unió en oración, según un reporte del Chicago Tribune. En la noche se llevaría a cabo una vigilia con veladoras.

Las autoridades no han dado a conocer los nombres ni edades de las víctimas, que vivían en la misma residencia, indicó Merritt. Aún está por determinarse la causa del fuego.

Una mujer que vio el incendio mientras regresaba a casa del trabajo alertó a algunas personas, dándoles la posibilidad de escapar, comentó Santiago. Llamó al número de emergencias 911 alrededor de las 4 a.m. y después comenzó a tocar en las puertas del vecindario Little Village, de mayoría hispana, en el lado suroeste de la ciudad.

“La mujer que hizo eso salvó muchas vidas”, declaró Santiago.

Al menos dos edificios ardieron en llamas.

En imágenes de un video se puede ver humo saliendo de las ventanas de un edificio de tres pisos con fachada de piedra. Agentes de policía ayudaron a empujar una camilla hacia una ambulancia, mientras un paramédico realizaba reanimación cardiopulmonar. Una mujer lloraba en la calle y una persona intentaba consolarla.

El incendio fue apagado poco antes de las 5 de la madrugada, informaron los bomberos. Al menos uno de ellos resultó lesionado y fue hospitalizado en buen estado de salud general.