DETROIT (AP) — Una mujer del estado de Florida murió en un accidente vial cerca de Tampa debido a lesiones que podrían haber sido causadas por la explosión del dispositivo de inflado de la bolsa de aire Takata.

La Patrulla de Carreteras de Florida investiga la muerte ocurrida el 19 de julio en la localidad de Holiday, la cual pudiera ser la número 19 a nivel global y la 13ra en Estados Unidos vinculada con partes defectuosas fabricadas por la compañía japonesa.

Las autoridades del estado aún no han difundido las causas del deceso, informó la automotriz Honda en un comunicado.

Los dispositivos de inflado Takata pueden explotar con demasiada fuerza y destrozar un recipiente metálico, cuyos pedazos salen volando. Los infladores defectuosos han provocado el mayor retiro de automóviles de las calles en la historia de Estados Unidos: 42 millones de vehículos y 69 millones de infladores. Todos los fallecimientos salvo uno han ocurrido en vehículos Honda.

Las autoridades dijeron que la mujer era Nichol Lynn Barker, de 34 años, que conducía un Honda Accord modelo 2002 cuando un joven de 19 años dio vuelta frente a ella en un Pontiac Firebird 1999. El Accord golpeó la puerta del pasajero en el Firebird, lo que provocó que se inflara la bolsa de aire. Otros tres pasajeros en el automóvil de ella, incluida una niña de 4 años, sólo sufrieron lesiones menores, de acuerdo con una nota de prensa de la Patrulla de Carreteras.

El sargento Steve Gaskins, de dicha oficina, confirmó el jueves que el vehículo que conducía Barker estaba equipado con la bolsa de aire Takata instalada en la fábrica. Aseguró que la mujer falleció debido a un fuerte golpe.

El fabricante ya había enviado mensajes para que el Accord fuera llevado al taller, pero no se le habían hecho reparaciones. Honda indicó en un comunicado que envió por correo 21 avisos a los propietarios del Accord, incluidos 10 al propietario actual. La empresa también intentó “numerosas veces” contactar a los propietarios vía correo electrónico y teléfono.

Honda e investigadores de la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras inspeccionaron el auto de Barker y determinaron que el dispositivo de inflado en el lado del conductor se rompió, informó la empresa automotriz.

La empresa hizo un llamado a los propietarios de los vehículos de los que se solicitó el retiro que los reparen lo más pronto posible sin ningún costo. Los Honda más antiguos, especialmente los modelos del 2001 a 2003, representan un mayor peligro para los usuarios.

____

Terry Spencer contribuyó para esta historia desde Fort Lauderdale, Florida.