AP NEWS
Related topics

Morales celebra otro año gobierno con protestas en Bolivia

January 22, 2018

El presidente Evo Morales, centro, saluda a sus simpatizantes junto al vicepresidente Álvaro García Linera, izquierda, y el presidente del Senado, José Alberto González, desde un balcón en el palacio de gobierno luego de que entregara su reporte anual al Congreso el lunes 22 de enero de 2018. (AP Foto/Juan Karita)

LA PAZ (AP) — El presidente Evo Morales celebró el lunes 12 años de gobierno ensalzando el crecimiento de la economía boliviana, pero en medio de una franca caída de su popularidad y de protestas por su intención de buscar una nueva reelección en la nación andina.

“Feliz (después) de 12 años de haber cambiado Bolivia”, proclamó el mandatario de 58 años después de entregar el informe anual, mientras sus seguidores festejaban en las afueras del palacio de gobierno con banderas bolivianas y del partido en el poder. “Gracias a todos ustedes, con su lucha lo hicieron posible”.

Morales dedicó su informe ante la legislatura en resaltar el crecimiento de 4,2% que registró la economía el año pasado y que según el gobierno fue el más importante de Sudamérica.

El gobierno también ensalzó las cifras de pobreza extrema, al destacar que se ha reducido la tasa en ese renglón de 38% en 2005 a 17% en 2017.

“El presidente Evo Morales sólo se dedicó a dar cifras y no a explicar o hacer un análisis de la economía”, cuestionó en declaraciones a la televisión local el analista Alberto Bonadona, profesor de la estatal Universidad Mayor de San Andrés. “Ha dejado de lado el tema social, no ha nombrado las protestas, ni nada que afecte su gobierno”, agregó.

Morales llegó a este aniversario con una baja en su popularidad: según la encuesta de la empresa Equipos Mori, preparada para el diario El Deber y publicada el domingo, Morales obtuvo un 34% de aprobación este año en contraste con el 57% registrado en 2017. El sondeo tuvo un margen de error de 3,4%.

Morales, quien emergió como líder indígena cocalero, llegó al poder en 2006. En 2014, en su tercera postulación a la presidencia, el líder socialista ganó con el 64% de los sufragios, y gracias a un reciente fallo polémico del máximo tribunal podrá buscar una nueva reelección en los comicios del 2019.

Su popularidad se ha erosionado desde entonces, puesto que muchos bolivianos le reprochan el hecho de que insista en postularse nuevamente a pesar de que la carta magna lo prohíbe. Morales también enfrentó una desgastante y prolongada paralización de los gremios médicos opuestos a una reforma que endurecía las penas por mala praxis.

El lunes fue feriado nacional en Bolivia con motivo del aniversario del gobierno, pero muchos bolivianos salieron a las calles para protestar por la decisión de Morales de buscar un cuarto mandato.

A fines de noviembre, el Tribunal Constitucional falló para que el mandatario pueda contender por cuarta ocasión en las presidenciables, alegando que es un derecho humano, aunque la constitución permite una sola reelección continua. Los bolivianos habían dicho “No” a la reelección de Morales en un referendo realizado en 2016.

En la región productora más rica de Bolivia _Santa Cruz_ decenas de trabajadores del sector agropecuario sacaron sus tractores al centro de la ciudad, en tanto que en la capital del país comerciantes, profesores, amas de casa y gente desde los balcones de sus casas hicieron sonar cacerolas como protesta. También se efectuaron marchas en al menos otras cuatro regiones del país.

“Nosotros vamos a continuar con las movilizaciones hasta que el presidente aprenda a respetar el voto del pueblo”, dijo Guido Mitma, secretario de la Central Obrera Boliviana, que aglutina a gran parte del sector trabajador. Aludió al rechazo de la reelección en el referendo.

AP RADIO
Update hourly