AP NEWS
Related topics

Exmiembros de Academia Sueca no tienen planes de regresar

August 31, 2018

COPENHAGUE (AP) — Dos exmiembros de la prestigiosa corporación que otorga el premio Nobel de Literatura y que renunciaron tras un escándalo de abusos sexuales y delitos financieros rechazaron informes de que pensaban regresar a la Academia Sueca.

La ex secretaria permanente Sara Danius escribió en su página de Facebook el viernes que “por el momento, no tengo esos planes”. Dijo que una noticia publicada por el diario sueco Svenska Dagbladet “era errónea”.

Peter Englund, otro miembro que renunció en abril, dijo a la agencia noticiosa TT: “Actualmente no tengo planes de regresar a trabajar” en la academia.

“Sin embargo, quiero cumplir un papel constructivo en la reconstrucción de esta institución. Esto significa que posiblemente vote en la elección actual de miembros nuevos”, acotó.

Svenska Dagbladet, uno de los diarios de mayor circulación del país, habitualmente bien informado sobre la academia y sus miembros, publicó el jueves que Danius, Englund y Kjell Espmark regresarían a la corporación de 18 miembros vitalicios, cuyas deliberaciones son siempre secretas.

Estaban entre los siete miembros que renunciaron en abril después del escándalo. Los estatutos establecen que para elegir nuevos miembros, debe haber al menos 12 miembros presentes.

La academia anunció en mayo que no habrá premio Nobel de Literatura este año.

En junio, la fiscalía sueca acusó al hombre en el centro del escándalo de dos cargos de violación de una mujer en 2011. Jean-Claude Arnault, una personalidad destacada del mundo cultural sueco y esposo de la académica Katarina Frostenson, rechazó las denuncias. Frostenson renunció en abril, al mismo tiempo que Danius.

Los tres dijeron en ese momento que estaban dispuestos a regresar si renunciaba el académico Horace Engdahl, quien apoyó a Arnault y los calificó de “camarilla de malos perdedores”.

Espmark dijo que se retractaron de su posición anterior porque “debemos preguntarnos qué es más importante, el bienestar de la Academia o el problema personal”.

Dijo a la agencia noticiosa sueca TT que su “lealtad pertenece a la Academia”.

Muchos en el país escandinavo, que se precia de fomentar la igualdad de género, han expresado su consternación ante el escándalo, que sacó a la luz las enconadas divisiones en el seno de la Academia y ha provocado acusaciones de tendencias patriarcales entre los miembros.

El movimiento #MeToo contra la violencia sexual llegó a Suecia en noviembre y alcanzó a la Academia cuando 18 mujeres denunciaron a Arnault en un diario local.

En abril, la Academia Sueca dijo que una investigación interna de las denuncias de abusos sexuales descubrió “conductas inaceptables bajo la forma de intimidad indeseada” dentro de las filas de la prestigiosa institución.

AP RADIO
Update hourly