AP NEWS
Related topics

Extremistas de Al-Shabab se atribuyen ataque en Nairobi

January 15, 2019
1 of 2
Imagen de video, de una explosión en un complejo de hoteles en la capital de Kenia, Nairobi, el 15 de enero del 2019. (AP Photo/Josphat Kasire)

NAIROBI, Kenia (AP) — Un grupo de extremistas atacó el martes un hotel de lujo en la capital de Kenia, donde detonaron bombas y balearon a varias personas, una acción que se adjudicó el grupo armado islámico más cruento de África.

“Es terrible. Lo que he visto es terrible”, dijo Charles Njenga, quien huyó corriendo del escenario de sangre, vidrios rotos, vehículos incendiados y columnas de humo negro.

Al-Shabab —un grupo de Somalia que perpetró en 2013 el ataque contra el centro comercial Westage en Nairobi que dejó 67 muertos— se adjudicó el ataque contra el complejo del hotel DusitD2, que incluye bares, restaurantes, oficinas y bancos, y se ubica en un vecindario pudiente, donde habitan muchos expatriados estadounidenses, europeos e indios.

Un policía de Kenia dijo que se enviaron 15 cadáveres a la morgue. El agente habló bajo condición de anonimato debido a que no tenía autorización para dar detalles a la prensa. Al-Shabab afirmó que 47 personas fueron asesinadas, pero su agencia noticiosa Shahada no dio más detalles.

Las autoridades enviaron fuerzas especiales al hotel para eliminar a los agresores que se cree continúan en el interior. El martes en la noche, unas ocho horas después del inicio de la crisis, el ministro del Interior, Fred Matian’i, afirmó que ya no había peligro en las partes afectada y que las fuerzas de seguridad peinaban el lugar.

“Quisiera reiterar que la situación está bajo control y el país está seguro”, apuntó.

No obstante, la televisora keniana NTV reportó que se escucharon más disparos alrededor de una hora después. Algunos familiares dijeron que han estado en contacto con sus seres queridos que siguen ocultos en el complejo y a la espera de ser rescatados.

Matian’i no reveló el número de muertos y heridos. Las autoridades tampoco señalaron cuántos agresores había, aunque la televisora Citizen de Kenia difundió lo que dijo eran imágenes de una cámara de vigilancia en las que se veía a por lo menos cuatro de ellos.

Un policía que habló bajo la condición de anonimato porque no estaba autorizado a hablar con la prensa dijo que había cadáveres en los restaurantes de la planta baja y oficinas de pisos altos, pero que “no hubo tiempo para contar los muertos”.

Un testigo que se identificó como Ken dijo que vio cinco cuerpos en la entrada. Dijo que otras personas clamaban por ayuda y que “cuando corrimos a tratar de rescatarlas empezaron a venir los disparos desde arriba y tuvimos que agazaparnos porque nos apuntaban a nosotros y vimos a dos tipos que disparaban”.

El ataque comenzó con una explosión que afectó a tres vehículos afuera de un banco, y un agresor suicida detonó una bomba en la recepción del hotel que dejó a varios huéspedes severamente heridos, según el jefe de la policía nacional, Joseph Boinnet.

Otros testigos dijeron haber escuchado una explosión que rompió cristales y haber visto cuando los atacantes mataron a tiros a personas que estaban sentadas en una cafetería. Las víctimas quedaron sangrando en las mesas.

___

Abdi Guled, periodista de The Associated Press en Nairobi, contribuyó a este despacho.

AP RADIO
Update hourly