AP NEWS
Related topics

FMI prestará a Argentina 50.000 millones de dólares

June 8, 2018

En esta foto publicada por la oficina de prensa presidencial argentina, el mandatario Mauricio Macri sostiene su copa junto a la prensa para celebrar el Día del Periodista en la casa del gobierno en Buenos Aires, Argentina, el jueves 7 de junio de 2018. El Fondo Monetario Internacional y el gobierno argentino acordaron el jueves un préstamo stand-by excepional de 36 meses por 50.000 millones de dólares. (Presidencia de Argentina, vía AP)

WASHINGTON (AP) — El Fondo Monetario Internacional y las autoridades argentinas acordaron el jueves un préstamo “stand-by” excepcional de 36 meses por 50.000 millones de dólares.

En un comunicado, el FMI dijo que el acuerdo a nivel del personal técnico está sujeto a la aprobación de su directorio ejecutivo, que examinará el plan económico de Argentina en los próximos días.

En Buenos Aires, el ministro de Hacienda Nicolás Dujovne señaló que los fondos estarán disponibles después de que el directorio se reúna el 20 de junio.

“Dentro del paquete está previsto un desembolso inmediato del 30 por ciento, 15.000 millones de dólares, y después iremos viendo”, dijo en conferencia de prensa. 

Dujovne precisó que el acuerdo incluye la meta de acelerar el ritmo de reducción del déficit del gobierno federal para alcanzar un balance en 2020. Además, unas metas de inflación del 17% para 2019, 13% en 2020 y 9% en 2021.

Las autoridades también se han comprometido a mantener un tope para el gasto en asistencia social durante los tres años de la duración del programa.

El crédito “stand by” es un instrumento que se utiliza para garantizar diversas clases de obligaciones, en el que si el titular no cumple, una institución bancaria garantiza que se efectúe el pago.

Horas antes el jueves, Macri había calificado el préstamo como “un punto de partida importantísimo”.

Christine Lagarde, directora gerente del FMI, dijo que el respaldo financiero “apuntalará la confianza del mercado, dándoles a las autoridades tiempo para abordar un abanico de vulnerabilidades de larga data”.

Argentina acudió al Fondo por primera vez en casi dos décadas tras ser sacudida en mayo por una crisis cambiaria durante la cual el peso sufrió una devaluación de más del 20% que obligó al Banco Central a vender miles de millones de dólares de reservas. Macri argumentó que el préstamo impedirá una crisis económica de mayor magnitud.

El anuncio del FMI fue precedido en días recientes por protestas de organizaciones sociales, sindicatos y partidos opositores que rechazan la intervención del organismo internacional en la economía argentina. Distintas encuestas publicadas en días recientes evidenciaron que la mayoría de la población se opone al acuerdo. El organismo es apuntado como responsable de la crisis económica que derivó en un estallido social con más de 30 muertos en 2001.

“Prometieron el futuro, pero nos llevaron a un pasado al que no queríamos volver”, expresó Unidad Ciudadana, el espacio político opositor fundado y liderado por la ex presidenta de centro-izquierda Cristina Fernández (2007-2015). “El acuerdo con el FMI es un ajuste a fondo”, agregó a través de las redes sociales.

El gobierno argentino se ha empeñado en destacar que el FMI actual no tiene nada que ver con el perfil que supo tener en la década de 1990, cuando exigía duros ajustes sin importar el costo social.

“Decidimos acudir al FMI en forma preventiva para evitar una crisis”, sostuvo Dujovne. “Si esperábamos, era probable que termináramos pidiendo apoyo de la comunidad internacional más tarde pero para reparar un daño mayor. Tenemos que evitar crisis porque son las que han generado pobreza y destrucción de contratos”.

El FMI pronosticó en abril que el crecimiento de la economía argentina podrá moderarse del 2,9% en 2017 al 2% este año debido a la sequía que afectó a la actividad agrícola y a los ajustes gubernamentales necesarios para reducir una inflación del 25%.

Dujovne no detalló de qué manera el gobierno planea cumplir con una reducción acumulada del déficit fiscal equivalente a 19.300 millones de dólares hasta 2021. Si los planes de asistencia social no se tocan, de acuerdo a lo anunciado por el propio funcionario, lo más probable es que el ajuste se apunte a la obra púbica, recortes en la administración central y mayor reducción de subsidios a los servicios públicos.

“Las metas del acuerdo con el FMI significarán miles de despidos, menos presupuesto para salud y educación, más ajuste a los jubilados, reforma laboral. En fin, una batería de medidas contra el pueblo”, expresó Nicolás del Caño, diputado por un frente de izquierda.

Otro compromiso que asumió el país es otorgar mayor autonomía al Banco Central. En ese sentido, se anunció el envío al Congreso de un proyecto de ley que elimina su facultad de emitir dinero para el Tesoro.

“Dejará de transferir recursos al Tesoro, esto es histórico...los argentinos lo llamamos ‘la maquinita’, emitir dinero para financiar déficit. Esa maquinita hoy se desenchufa”, enfatizó el presidente del Banco Central, Federico Sturzenegger.

____

La corresponsal Débora Rey de la AP en Buenos Aires colaboró con este despacho.

____

Luis Alonso Lugo está en Twitter como https://twitter.com/luisalonsolugo

AP RADIO
Update hourly