WASHINGTON (AP) — La Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos no justificó debidamente el gasto de más de 3,5 millones de dólares en seguridad las 24 horas del día de su entonces director Scott Pruitt, que incluyó casi un millón de dólares para gastos de viaje de sus guardaespaldas, determinó el martes la inspectoría interna de esa oficina.

La agencia, conocida como EPA por sus siglas en inglés, aumentó el séquito armado de Pruitt de seis personas a 19 y no mostró justificación para ello, "una decisión que no fue documentada y que constituyó un uso ineficaz de los recursos de la agencia", agregó la inspectoría general en su informe.

Pruitt left the EPA in July after less than 1½ years and amid unending revelations of scandals over his spending and other allegations of abuses of office. The new acting EPA administrator, Andrew Wheeler, ended the unprecedented full-time security detail that same month.

Pruitt dejó la EPA en julio después de menos de un año y medio y tras revelaciones interminables de escándalos sobre sus gastos y otras acusaciones de abusos de poder. El nuevo administrador interino de la EPA, Andrew Wheeler, puso fin a esas medidas de seguridad a tiempo completo ese mismo mes.

Añadió que los costos de seguridad de Pruitt duplicaron con creces los de su antecesora Gina McCarthy en su último año.

También reveló que la EPA pagó 106.507 dólares en horas extra no debidamente autorizadas _parte de ellas en 2016, antes de la llegada de Trump a la Casa Blanca_ y que se usaron para el pago de seguridad, según el informe.

Los gastos de viaje de los escoltas de Pruitt crecieron más de tres veces a 739.580 dólares entre febrero de 2017 a diciembre de ese mismo año, debido a la insistencia de Pruitt en tener guardaespaldas las 24 horas del día y en viajar en primera clase.

La EPA no comentó el informe por el momento.

Pruitt, un republicano, había sido considerado un fuerte aliado por parte de muchos activistas de derecha dentro del gabinete del presidente Donald Trump. Su renuncia en julio ocurrió luego que dos asesores, interpelados en el Congreso, revelaron numerosas faltas de étnica en el departamento.

Pruitt no expresó arrepentimiento alguno en su carta de renuncia en julio, dirigida al presidente Trump.

___

El periodista de The Associated Press Michael Biesecker contribuyó para este despacho