FOXBOROUGH, Massachusetts, EE.UU. (AP) — Tom Brady y Rob Gronkowski causaron pánico entre los fanáticos de Nueva Inglaterra en el receso previo a esta campaña, cuando sugirieron que podrían retirarse.

El domingo, después de lo exhibido por los dos jugadores, son los demás equipos los que deben sentir miedo.

Brady lanzó para 277 yardas y tres anotaciones, durante el encuentro inaugural de la campaña para los Patriots, que se impusieron el domingo 27-20 a los Texans de Houston.

El mariscal de campo se conectó con Gronkowski para 123 yardas y un touchdown. La dupla estelar del ataque de los Pats, funcionó en siete jugadas distintas, incluidas tres para un avance de 21 yardas hasta la zona prometida, después de que Deshaun Watson soltó un balón en la yarda 19 de Texans. Ésa fue la primera serie ofensiva de Houston.

“Es muy importante que ellos hayan jugado como lo hicieron. Son nuestros líderes”, destacó Phillip Dorsett, quien sumó siete recepciones, incluida una de anotación. “Cuando ellos juegan bien, inyectan adrenalina al resto del equipo”.

Brady, de 41 años, tuvo algunas fricciones con el equipo al que ha guiado a cinco victorias en el Super Bowl. El astro estaba aparentemente molesto por el trato que se le dio a su entrenador personal y por los planes de llevar a la titularidad al quarterback sustituto Jimmy Garoppolo.

En febrero, luego de lanzar para 500 yardas en la derrota ante los Eagles de Filadelfia en el Super Bowl, Brady planteó dudas acerca de la posibilidad de volver para esta campaña.

Los Patriots coquetearon con la idea de que Gronkowski fuera pieza en un canje antes de la temporada. En vez de ello, le mejoraron el contrato con 4,3 millones de dólares en incentivos.

Gronkowski habría amenazado con retirarse si buscaban canjearlo.

“Simplemente me alegra estar aquí, ser parte de este equipo y de esta organización”, indicó. “Todo lo que se ha hablado, todo eso, me encantaría dejarlo en el pasado”.

Phillip Dorsett y James White atraparon también pases de anotación de Brady, el Jugador Más Valioso de la NFL durante la campaña anterior, en la que Nueva Inglaterra se coronó en la Conferencia Americana.

Watson, quien se perdió los últimos nueve compromisos de la campaña pasada por la ruptura del ligamento cruzado anterior, completó 17 de 35 envíos para 176 yardas, un touchdown y una intercepción.