AP NEWS
Related topics

Jaime Mesa observa medio literario en “La mujer inexistente”

December 28, 2017

Jaime Mesa posa para un retrato en la ciudad de México en una fotografía del 18 de agosto de 2017. Mesa comparte muchos de sus puntos de vista sobre la escritura con Milena Betancur una escritora de mediana edad a quien el éxito ha eludido toda su vida en la novela de Mesa "La mujer inexistente". (Foto AP/Berenice Bautista)

CIUDAD DE MÉXICO (AP) — Jaime Mesa cree que a diferencia de su protagonista en “La mujer inexistente” las jóvenes escritoras mexicanas tienen todo el potencial para destacar y cambiar el medio literario.

Milena Betancur vive a la sombra de escritores exitosos a los que ha ayudado, pero ella misma sólo ha publicado un libro que no se vendió.

“Mi novela a lo mejor se habría ubicado hace 15 años o 10 años donde el medio literario era evidentemente machista, esa novela sería imposible ahorita”, dijo Mesa en entrevista con The Associated Press. “La generación nacida en los 80 en México tiene una respuesta magnífica. De los narradores de los 80 el 70% de los mejores escritores son mujeres... Me gusta muchísimo, todas las mujeres escritoras que he leído tienen cosas que yo puedo identificar que no tienen los hombres”.

Valeria Luiselli, Laia Jufresa y Brenda Lozano son algunas de las escritoras mexicanas nacidas en esa década (actualmente todas tienen más de 30 años). Betancur tiene 36, dos hijos y un matrimonio en crisis cuando empieza una relación sentimental con Bert Boonstra, un escritor venerado que está perdiendo la memoria, pero no de todo en su vida, solo de su obra.

“Para mí sería algo terrible. Pero luego cuando me encontré al personaje de Bert Boonstra me di cuenta de que para él es un alivio”, dijo Mesa. “En algún momento yo pensaba que Bert Boonstra fingía, se sentía tan feliz con su enfermedad que dije posiblemente tiene un 10% de enfermedad y está fingiendo, fingiendo porque si uno olvida ciertas cosas es un poco más feliz”.

Mesa, quien nació en Puebla en 1977, dijo que comparte muchas de sus posturas estéticas sobre la literatura con Betancur, a quien se conoce en la novela a través de sus diarios y del testimonio de un vecino con quien convivió en sus últimos años. Pero a diferencia de Betancur, Mesa considera que son cosas muy distintas escribir, ser escritor y el entorno en el que se mueven los escritores.

“Me asemejo mucho a Milena Betancourt en la parte de lo que creemos literariamente y no me asemejo nadita en lo que creemos del medio literario, ella le da mucha importancia al medio literario y yo no”, señaló Mesa. “En este tiempo es mucho más fácil ser escritor o parecer ser escritor, más que escribir una obra”.

“El medio literario, aparecer en la portada de los suplementos, en tele, en radio, en que los lectores te entrevisten en la calle, esa atención un poco desmedida a comparación de cómo es el resto de la gente es un asunto de contagio que apela a esta cosa que también tenemos los escritores que es la vanidad y la soberbia”.

De cualquier manera, Mesa reconoce a Milena por la manera en la que, pese a su propia frustración, logra sacar lo mejor de otros.

“Milena Betancourt responde a este machismo siendo muy generosa y siendo maestra de escritores y siendo la piedra de toque para que todos hagan la magia”.

AP RADIO
Update hourly