AP NEWS
Related topics

Gurley encabeza el renacimiento de los corredores en la NFL

November 8, 2018
1 of 2

El running back de los Rams de Los Ángeles, Todd Gurley (30), acarrea el balón para un touchdown en la primera mitad de un juego de la NFL contra los Saints de Nueva Orleáns, en Nueva Orleáns, el domingo 4 de noviembre de 2018. (AP Foto/Bill Feig)

A Ezekiel Elliott le gusta darle a Todd Gurley el mérito por el renacimiento de los corredores en la NFL. Recuerda que la estrella de los Rams de Los Ángeles puso fin a una racha sin precedentes de dos años sin elegir acarreadores de balón en la primera ronda del draft.

Con estadísticas propias de un Jugador Más Valioso en un equipo que luce como un contendiente al Super Bowl, Gurley es el mejor ejemplo de por qué es un buen momento para ser un running back, no muchos años después que la posición parecía devaluada en lo que sigue considerándose una liga de quarterbacks.

“Definitivamente está empezando a resurgir”, dijo Elliott, quien fue el líder corredor de la NFL como novato en 2016 con los Cowboys de Dallas. “El fue el primero en ese draft y después, conforme pasaron los años, más corredores empezaron a ser elegidos y todos lo han hecho bien. No aceptaré todo el crédito, pero creo que es una nueva era para los running backs”.

Y en particular para los jóvenes acarreadores de balón. Gurley fue la décima selección global para los Rams cuando estaban en San Luis, seguido cinco turnos después por Melvin Gordon, de los Chargers, cuando jugaban todavía en San Diego. Ahora ambos jugadores están en Los Ángeles.

Elliott fue el primero de dos novatos consecutivos en ganar el título de yardas por carrera de la liga, seguido la temporada pasada por Kareem Hunt, de Kansas City. Entre los 10 mejores corredores de esta campaña, ocho tienen 25 años o menos.

Eso aún no llega al novato de los Giants de Nueva York, Saquon Barkley, la segunda selección global y el corredor elegido más alto en el draft desde que Reggie Bush también fue el segundo seleccionado en 2006.

“Supongo que fui el inicio de algo en la primera ronda otra vez”, aceptó Gurley. “Pero esos muchachos son grandes jugadores. Se colocaron a sí mismos en excelentes posiciones para estar donde están hoy, y ves por qué están teniendo éxito en la NFL”.

Elliott fue uno de los cuatro primeros en el reclutamiento cuando los Cowboys seleccionaron a la estrella de Ohio State con el cuarto turno global en 2016. Ahora ya son tres años seguidos con un corredor tomado al menos así de alto: Leonard Fournette, de LSU, fue la cuarta selección global en el draft de 2017 y luego vino Barkley, de Penn State, este año.

Los otros running backs entre los 10 primeros en los pasados tres drafts ilustran también una razón por la que los corredores podrían estar de moda: su habilidad para recibir pases. Carolina eligió a Christian McCaffrey como octavo global proveniente de Stanford el año anterior, pese a la percepción de que podría ser un corredor para terceras oportunidades.

Ahora McCaffrey tiene unos respetables 111 acarreos de balón para los Panthers, contendientes a los playoffs, mientras se clasifica cuarto entre los running backs con 49 recepciones.

“Muchas veces los equipos tenían a un corredor principal, que era considerado el jugador de primera y segunda oportunidad, y luego ponían (a un corredor) habilidoso para ser el receptor en tercera oportunidad”, comentó el gerente general de Buffalo, Brandon Beane, quien tuvo que ver en la selección de McCaffrey mientras trabajó con Carolina. “Bueno, ahora tienes a estos chicos que pueden hacerlo todo”.

Hunt y Barkley han protagonizado temporadas consecutivas de running backs novatos que inician sus carreras con seis o más partidos consecutivos con al menos 100 yardas desde la línea de scrimmage. La racha de Barkley terminó ahí, pero ahora está en el séptimo de ocho encuentros con esos números, a pesar de la temporada miserable de los Giants (1-7).

La versatilidad del Novato Ofensivo del Año en 2017, Alvin Kamara, ayuda al quarterback Drew Brees en una de las mejores ofensivas de la NFL en Nueva Orleáns. Se espera que Dalvin Cook (Minnesota) y Joe Mixon (Cincinnati) desempeñen papeles importantes en sus respectivos juegos terrestres.

Y hay que olvidar por un momento a los corredores elegidos en el draft. Otro jugador de segundo año, Matt Breida en San Francisco, es noveno en la NFL con 531 yardas terrestres luego de no ser reclutado. El novato de Denver, Phillip Lindsay, es sexto con 591 yardas y tampoco fue seleccionado.

“Muchas veces, hay numerosos corredores en el draft”, señaló el entrenador de Washington, Jay Gruden. “Podrías ser capaz de obtener a uno cercano a la segunda ronda, pero no obtendrás a ese tackle izquierdo que es una estrella en la segunda ronda o a ese integrante de la línea defensiva o a ese linebacker o ese corner”.

Hay un tipo diferente de renacimiento con los Redskins: un viejo conocido lidera su camino. Adrian Peterson, de 33 años y tres veces campeón corredor de la liga, ha ayudado a Washington para liderar la división Este de la Conferencia Nacional al ubicarse quinto con 604 yardas terrestres.

“No creo que esa posición se haya devaluado jamás”, agregó Gruden. “Creo que ves lo que ha hecho Zeke (Elliott) y miras algunos otros jóvenes corredores, Le’Veon Bell, y el tipo de impacto que pueden tener en tu equipo. Estamos aprendiendo eso de primera mano con Adrian Peterson. Aun cuando nosotros no lo seleccionamos en el draft, obviamente, pero el impacto que esos corredores pueden tener en tu equipo en el juego terrestre, controlando el reloj y en las jugadas de engaño. Es un gran momento”.

AP RADIO
Update hourly