QUITO (AP) — El presidente ecuatoriano Lenin Moreno dijo el lunes que se reunió este año con el exjefe de campaña del presidente Donald Trump y un grupo de empresarios chinos interesados en adquirir un porcentaje de la compañía eléctrica nacional.

En un comunicado, Moreno dijo que a la reunión en Quito asistieron Paul Manafort y representantes de una compañía china no identificada que propusieron la privatización de la Corporación Nacional de Electricidad, una firma estatal. La propuesta fue rechazada por violar la normativa constitucional de Ecuador, agregó.

Moreno, que no precisó otros temas examinados en esa reunión, rompió su silencio sobre ese encuentro en mayo tras ser criticado por el expresidente Rafael Correa.

“Es muy preocupante que haya habido la visita de un tipo como Manafort y que se haya mantenido oculta esa visita al pueblo ecuatoriano”, afirmó Correa el sábado en entrevista con The Associated Press.

Manafort fue acusado en fecha reciente en Estados Unidos de cargos de lavado de dinero y otros relacionados con su trabajo para el partido gobernante prorruso de Ucrania. Según documentos judiciales del caso, Manafort viajó a Ecuador con un teléfono registrado bajo un nombre falso y lo hizo con uno de tres pasaportes estadounidenses que posee antes de ir a México y China semanas después.

Manafort no estaba encausado cuando visitó Ecuador, y Moreno señalo que la reunión con el exasesor de Trump fue uno de los muchos contactos que tuvo como presidente electo para cortejar nuevas asociaciones económicas y políticas.