MIAMI (AP) — A menos de que el Congreso apruebe una solución para los inmigrantes que llegaron de forma ilegal a Estados Unidos siendo niños, un congresista de Florida indicó el martes que no apoyara el proyecto de presupuesto anual.

El representante Carlos Curbelo se sumó a muchos legisladores demócratas en esa postura, aun cuando le han negado un lugar en el Caucus Hispano del Congreso. Todos los miembros de la bancada son demócratas.

“No apoyaré ninguna asignación de presupuesto que siga financiando al gobierno después del 31 de diciembre a menos que resolvamos esta problemática con el DACA (siglas en inglés para el programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia)”, dijo Curbelo en un panel de discusión en Miami, organizado por el IMPAC Fund.

Otros republicanos habían presionado al presidente de la Cámara de Representantes Paul Ryan para actuar rápidamente sobre una iniciativa de ley para proteger a los 800.000 jóvenes inmigrantes. La disposición de Curbelo para negar el apoyo necesario para la iniciativa de gasto va más allá que la de otros en su partido.

El presidente Donald Trump le dio hasta marzo al Congreso para encontrar una solución luego de que eliminó el DACA, pero algunos legisladores dicen que la medida no puede ser postergada. Algunos de los inmigrantes, mejor conocidos como “dreamers”, enfrentarán procesos de deportación en marzo.

Curbelo ha patrocinado un proyecto de ley que, afirma, va más allá que el programa DACA al proteger a más de un millón de jóvenes migrantes y ofrecer un mecanismo de naturalización. Su medida, la cual difiere de la presentada por los demócratas, provocó un enfrentamiento entre los miembros hispanos del Congreso, quienes resienten su renuencia por copatrocinar la Ley DREAM. El Caucus Hispano del Congreso rechazó la solicitud de Curbelo de unirse a ellos a principios del mes, alegando una diferencia de valores.

“Ellos me discriminan en un tiempo en el que deberíamos de estar enviando un mensaje de unidad entre los hispanos estadounidenses”, señaló Curbelo, y agregó que no lo van a desanimar de apoyar cualquier iniciativa de ley de inmigración que avance. “Vamos a lograrlo a pesar de sus intentos de dividir a la comunidad hispana”.

El congresista exhortó a los demócratas, quienes buscan un proyecto de ley integral, y a los republicanos, quienes quieren una mayor aplicación de la ley, llegar a un acuerdo. También en el panel del jueves estaban los representantes Frederica Wilson y Ted Deutch. Ambos estuvieron de acuerdo con Curbelo en que una decisión para los jóvenes migrantes debe de alcanzarse antes de que termine el año.