HOUSTON (AP) — Lance McCullers Jr. está listo para lanzarles una curva a los Dodgers.

El pasado fin de semana, terminó el séptimo juego de la serie de campeonato de la Liga Americana con 24 curvas consecutivas para retirar en orden a los últimos cinco bateadores de los Yanquis de Nueva York. El derecho de 23 años volverá a la loma por los Astros de Houston la noche del viernes, cuando se reinicie la Serie Mundial en el Minute Maid Park después de que los Dodgers y Astros dividieron los dos primeros enfrentamientos en Los Ángeles.

“El viejo adagio de ‘si no está roto no lo compongas’ o algo así”, dijo McCullers el jueves. “Simplemente entré en ritmo y sentí que estaba funcionando”.

Yu Darvish abrirá por los Dodgers.

McCullers encabezó Grandes Ligas al utilizar la curva en un 47,2%, de acuerdo con Fangraphs. Rich Hill, de los Dodgers, fue segundo con el 39,8%.

“Cree que su mejor lanzamiento es mejor que lo que haga el que está enfrente, cree que será mejor. Es un tipo que le gustan los desafíos”, dijo el manager de los Astros, A.J. Hinch. “Es incomparable la confianza que se tiene”.

El padre de McCullers, también de nombre Lance, estuvo siete temporadas en Grandes Ligas con San Diego (1985-88), los Yanquis de Nueva York (1989-90), Detroit (1990) y Texas (1992) y tuvo marca de 28-31 en nueve aperturas y 297 apariciones de relevo.

Lance Jr. jugó principalmente como torpedero en sus primeras temporadas en la secundaria Jesuit High School de Tampa, Florida, en donde ganó el premio como jugador del año a nivel nacional en 2012. Comenzó a subir al montículo con más frecuencia en su tercer año bajo el coach de pitcheo, Geoff Goetz, quien fue la sexta selección global en el draft amateur de 1997 por los Mets de Nueva York.

“Estaba experimentando con el agarre que el utilizaba y así fue como di con la manera en que la lanzo actualmente”, dijo McCullers. “De la manera en que crecí, aprendiendo como lanzar de mi padre y de mi coach de pitcheo en Florida fue a realizar cada lanzamiento al igual que la recta, sin manipular las muñecas ni hacer grandes cambios a la posición de la mano, como en la recta”.

McCullers, tomado por Houston en la 41ra selección de 2012, llegó a Grandes Ligas tres años después. Terminó con marca de 7-4 y 4.25 de efectividad este año en apenas 22 salidas y solo realizó seis aperturas de campaña regular tras la pausa del Juego de Estrellas debido a malestar y fatiga en el brazo. También visitó la lista de lesionados en junio debido a molestias en la espalda.

En 2015 utilizaba la curva en el 36% de las ocasiones, antes de incrementar a casi el 50% en cada una de las últimas dos temporadas.

“La curva, creo que sigue siendo el lanzamiento al que se le batea el porcentaje más bajo en Grandes Ligas”, dijo el manager de los Dodgers, Dave Roberts.

Por tercera vez este octubre, Darvish abrirá en un tercero juego, luego de ganarle a Arizona en la serie divisional y a los Cachorros en la serie de campeonato.