BERLIN (AP) — La empresa europea emergente FlixBus ampliará su servicio de autobuses a Estados Unidos en los próximos meses y se enfocará inicialmente en la costa oeste y lugares cercanos como Las Vegas, dijo el miércoles el director general de la compañía.

La firma con sede en Munich se ha convertido en un actor dominante en Europa en los últimos cinco años sin ser tener ni un autobús propio, pero al otro lado del Atlántico la competencia será dura contra operadoras como Greyhound Lines y Megabus.

"La manera cómo nosotros hacemos negocios es fundamentalmente diferente a las empresas establecidas de transporte", dijo el director general Jochen Engert.

La compañía desarrolla horarios, establece estándares de servicio y ofrece la aplicación para que los clientes compren sus boletos. Pequeñas y medianas compañías de autobuses realizan los recorridos.

"Hacemos todo excepto comprar autobuses y contratar choferes", dijo Engert, de 36 años.

Engert, quien cofundó FlixBus en el 2013, dijo que la compañía planea usar los mismos colores verdes distintivos que usa en Europa y ofrecer WiFi y entretenimiento gratis, dar espacio para dos maletas por persona e información de viaje en tiempo real.

Respaldado por inversionistas como Holtzbrinck Ventures, de Alemania, y Silver Lake Partners y General Atlantic, ambas con sede en Estados Unidos, FlixBus ahora ofrece 250.000 conexiones entre 1.700 ciudades en 27 países europeos.

Engert dijo que la empresa ha sido rentable como grupo desde el año pasado y espera crecer de nuevo en el 2018.

FlixBus lanzará sus operaciones en Estados Unidos en Los Angeles este verano, con la menta de establecer una red integral entre ciudades en California y estados aledaños, dijo.

La compañía se queda con un cuarto del precio del boleto mientras que los socios se quedan con el resto, y generalmente ofrece contratos de 3 a 5 años, dijo Engert.