AP NEWS
Related topics

Ataque turco mata a combatientes proAssad en norte de Siria

March 2, 2018

BEIRUT (AP) — Aviones turcos atacaron dos posiciones de combatientes progubernamentales sirios desplegados la semana pasada en el enclave kurdo de Afrin, matando e hiriendo a varios de ellos, dijeron activistas sirios el viernes. La agresión supone una escalada en la violencia en la región sobre la que Turquía lanzó una ofensiva a finales de enero.

Soldados turcos y combatientes respaldados por Ankara luchan contra milicianos sirios kurdos en Afrin desde el 20 de enero. Las autoridades turcas advirtieron a Damasco que no enviase a combatientes a la zona o serían atacados.

Turquía considera de los combatientes sirios kurdos son “terroristas” vinculados a la insurgencia kurda que se libra dentro de sus fronteras.

Pese a las advertencias de Ankara, la fuerza progubernamental siria comenzó a ocupar posiciones en Afrin el 20 de febrero. Medios estatales dijeron que el objetivo es defender la región.

Los ataques aéreos agravan el enfrentamiento entre Turquía, principal respaldo de los combatientes opositores que intentar derrotar al presidente sirio Bashar Assad, y las fuerzas que lo defienden, que cuentan con el apoyo de Rusia e Irán.

Diecisiete combatientes de las conocidas como Fuerzas Populares fallecieron en el ataque del jueves en la noche sobre la localidad de Jamaa, explicó el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, un grupo con sede en Gran Bretaña que monitorea la guerra en Siria.

La agencia estatal de noticias siria reportó que las fuerzas turcas mataron a 20 personas en el enclave, que está controlado por los kurdos, pero no ofreció más detalles. La televisora libanesa Al-Mayadeen TV, que tiene reporteros en varios puntos de Siria incluido Afrin, dijo que la aviación turca mató a 18 milicianos proAssad y otros 19 están desaparecidos.

El ataque había ocurrido después de que las Fuerzas Populares alcanzaron un helicóptero turco, agregó Al-Mayadeen.

La principal milicia kurda en Siria, las Unidades de Protección Popular o YPG, confirmaron el ataque en un comunicado y señaló que la ofensiva turca mató e hirió a varias personas.

Ankara señaló que helicópteros ATAK, de fabricación turca, atacaron una región en el oeste de Afrin matando a nueve “terroristas”. No proporcionó más detalles y no estuvo claro su la operación respondía a la muerte de ocho soldados turcos en la zona el jueves.

Por otra parte, en los suburbios de Ghouta oriental, a las afueras de la capital, Damasco, se aplicó por cuarta vez esta semana una tregua de cinco horas para facilitar la evacuación de la región, aunque ningún civil abandonó la zona.

Según la televisora estatal al-Ikhbariya TV, los rebeldes bombardearon el cruce habilitado en Ghouta para impedir la salida de los residentes.

La pausa ordenada por Rusia llegó después del fracaso de la resolución aprobada el fin de semana pasado por el Consejo de Seguridad de la ONU que contemplaba un cese del fuego de 30 días. Aunque los incesantes bombardeos de alguna forma han disminuido en la región, donde viven unos 400.000 civiles, el gobierno sigue avanzando para expulsar a los insurgentes.

El Observatorio y el grupo opositor Defensa Civil Siria, también conocido como Cascos Blancos, reportaron ataques aéreos a primera hora del viernes sobre los suburbios de Zamalka, Douma y Hazzeh. Según Cascos Blancos, una persona perdió la vida a consecuencia de las bombas.

___

La periodista de The Associated Press Suzan Fraser contribuyó a este despacho desde Ankara, Turquía.

AP RADIO
Update hourly