SAO PAULO (AP) — Las autoridades de salud de Brasil cerraron 15 parques en la mayor ciudad del país después de que se descubriera en uno de ellos un mono muerto infectado con fiebre amarilla, se informó el jueves.

El jefe del Departamento de Salud de Sao Paulo, David Uip, le dijo a la radioemisora Jovem Pan que el cierre de los parques es una medida preventiva.

Todos los parques están ubicados en la parte norte de la ciudad, donde casi 13.000 personas han sido vacunadas para la fiebre amarilla desde que comenzó la semana pasada una campaña de inmunización.

Hace menos de dos meses, Brasil declaró el fin de un brote de fiebre amarilla que infectó a 777 personas y mató a 250 en los primeros nueve meses del año.