CIUDAD DE MÉXICO (AP) — El gobierno del estado mexicano de Quintana Roo anunció la colocación de barreras marinas para tratar de disminuir las cantidades masivas de sargazo que han llegado a sus famosas playas en la Riviera Maya.

El secretario estatal de medio ambiente, Alfredo Arellano Guillermo, prevé que las estructuras estén listas para la semana próxima.

En un comunicado el miércoles, su oficina aseguró que las barreras no representan un riesgo para la fauna marina o los barcos comerciales.

Más de 1 millón de metros cúbicos de sargazo (4 millones de pies cúbicos) han sido retirados de las playas de Quintana Roo, entre ellas las de las turísticas Cancún y Playa del Carmen desde el 19 de junio. Camiones de basura se llevan las algas marinas.

Capas similares de sargazo flotante han cubierto las playas de todo el Caribe.