WASHINGTON (AP) — El declive de los ingresos derivados de impuestos hará que el déficit presupuestario aumente a 702.000 millones este año, dijo la Casa Blanca. Eso representa un incremento de 99.000 millones en comparación al pronóstico hecho hace menos de dos meses.

El reporte de la Oficina de Administración y Presupuestos, OMB por sus siglas en inglés, fue divulgado después de que un análisis de la Oficina Presupuestaria del Congreso socavara los alegatos de la Casa Blanca, de que su presupuesto de mayo balancearía las cuentas fiscales dentro de 10 años si es que es aplicado de manera estricta. El informe de la OMB hace la misma afirmación y sólo ofrece dos años de proyecciones actualizadas.

La oficina presupuestaria también dice que el déficit para el año presupuestario del 2018, que comienza el 1 de octubre, aumentará en 149.000 millones, a 589.000 millones. El déficit del año pasado fue de 585.000 millones.