PROVIDENCE, Rhode Island, EE.UU. (AP) — La ciudad de Providence, en el estado de Rhode Island, ofrecerá reembolsos parciales o le reducirá la multa a miles de personas con infracciones de tránsito con el objetivo de poner fin a una demanda porque la localidad usó cámaras portátiles.

Las autoridades no quisieron especificar el lunes el monto que se reembolsará porque el acuerdo extrajudicial no se ha aprobado formalmente. Sin embargo, indicaron que cualquiera que recibió una multa antes del 15 de abril podrá apelar en la corte y será elegible para que le reduzcan la sanción.

La demanda fue presentada en un inicio en marzo. Los demandantes argumentan que el programa basado en cámaras que resultó en unas 12.000 infracciones emitidas en el primer mes (de 95 dólares cada una) violaba una ley estatal que dice que se necesitan señalizaciones de advertencia.

La ciudad dice que el programa ha reducido sustancialmente la velocidad cerca de escuelas.