AP NEWS
Related topics

El Salvador: Recuerdan asesinato de monseñor Romero

March 24, 2019

SAN SALVADOR (AP) — Con cantos y coloridos farolitos, cientos de salvadoreños y algunos extranjeros participaron el sábado en una peregrinación para recordar 39 años del asesinato de monseñor Óscar Arnulfo Romero, que en octubre fue declarado santo.

Después de un largo proceso, el papa Francisco decretó que Romero fue asesinado por odio a la fe y aprobó una declaración de martirio. El pontífice lo canonizó en el Vaticano en octubre de 2018.

“A monseñor Romero lo mataron por su palabra, por defender a los más indefensos, a los pobres”, dijo a The Associated Press, Atilio Martínez, que a sus 20 años dice que aprendió a “conocer a Romero por lo que me contaron mis padres”.

“La juventud ya entendió quién fue monseñor Romero y eso es una garantía para el futuro, jóvenes que va a caminar con esa luz de Romero”, dijo por su parte el cardenal Gregorio Rosa Chávez.

La colorida peregrinación, acompañada de carteles con el rostro de Romero y frases célebres pronunciadas por el arzobispo mártir, salió de la Plaza Salvador del Mundo y recorrió casi 10 kilómetros hasta llegar a la catedral metropolitana en el centro histórico de la capital salvadoreña, donde se encuentra la tumba del que llaman “San Romero de América”.

Romero _llamado también “la voz de los sin voz” por abogar por los más pobres e indefensos durante la década de 1970_ fue asesinado por un francotirador con un disparo al corazón cuando oficiaba misa en la capilla de un hospital para enfermos de cáncer terminal, el 24 de marzo de 1980. Unos días antes había pedido a los militares en una homilía que “en nombre de Dios y de este sufrido pueblo cesaran la represión”.

Un informe de la Comisión de la Verdad de Naciones Unidas concluyó que el ya fallecido mayor Roberto d’Aubuisson _fundador del partido derechista Arena, que gobernó el país durante 20 años (1989-2004)_ fue el autor intelectual del crimen. El reporte concluyó también que los capitanes Álvaro Saravia y Eduardo Ávila tuvieron participación activa en la planificación y conducta del asesinato, así como otros dos civiles.

Sin embargo, los responsables del delito no han sido castigados debido a una amnistía promulgada durante el gobierno de Arena en 1993, unos días después quede que fuera divulgado el informe de la comisión.

Pero un juez salvadoreño ordenó reabrir el caso del asesinato de monseñor Romero y anuló la orden de libertad que en 1993 benefició a un militar acusado del crimen.

La decisión del juez se basó en la derogación en 2016 de la Ley de Amnistía General, que impedía investigar y juzgar a los responsables de los crímenes cometidos durante la guerra civil salvadoreña (1980-1992).