NUEVA YORK (AP) — Con la idea de ofrecer una nueva imagen de Frida Kahlo y mostrar el amor de la artista mexicana por la naturaleza, el Jardín Botánico de Nueva York inaugurará una exposición dedicada a la célebre pintora en la que recreará el jardín de su casa en México y mostrará algunas de sus obras en las que las plantas ocupan un papel protagónico.

"Al principio cuando lo comentamos a los museos en México donde hay obras de Kahlo fueron un poco reticentes a la idea, pero poco a poco les fue gustando la idea hasta que les encantó", dijo a The Associated Press el director del Jardín Botánico de Nueva York, Gregory Long. "Creemos que es una manera de refrescar la imagen de Kahlo, que tendrá una nueva audiencia y que supondrá extender la imagen y leyenda de la artista".

"Frida Kahlo: Art, Garden, Life" (Frida Kahlo: arte, jardín, vida), se inaugurará el 16 de mayo con un total de 14 obras de la artista (12 pinturas y 2 dibujos) cedidos en préstamo por museos como el Dolores Olmedo de México y coleccionistas privados.

De acuerdo con los organizadores, esta sería la primera muestra de Kahlo de este tipo y la primera en Nueva York exclusivamente dedicada a la artista en más de una década.

La exposición recreará el jardín que Kahlo creó junto a su marido, el famoso muralista Diego Rivera, en su residencia, la Casa Azul, que actualmente alberga el Museo Frida Kahlo. Se recreará el color azul del patio, la pirámide de la casa que se hizo en honor a la cultura azteca y el estudio donde trabajaba la artista, y se mostrará una colección de plantas de México que había en el jardín.

Entre las obras seleccionadas se encuentra un autorretrato de Kahlo de 1940 en el que, tras la figura de la artista, se ve un fondo de vegetación; así como, por ejemplo, el llamado "Retrato de Luther Burbank" (1931), en el que se muestra una figura mitad humana mitad planta.

La comisaria de la exposición, Adriana Zavala, directora de Estudios Latinos de la Universidad de Tufts (Massachusetts) y experta en Frida Kahlo, destaca ente las obras el retrato de Burbank porque representa la visión de Kahlo como una artista que "muestra que sabe lo que está pintando, que entienda las plantas y cómo dibujarlas".

"Así", añadió, "tenemos por ejemplo un dibujo preparatorio cedido por el nieto de Diego Rivera (Juan Rafael Cornole Rivera) en el que ves cómo la artista está cambiando la forma de las plantas".

Para Zavala la pintura refleja "la idea del híbrido que en el contexto mexicano es una manera de simbolizar el mestizaje".

"Además, Kahlo muestra cómo se avanzó porque artistas surrealistas como Marx Ernst hacían cuadros en que las plantas tienen formas humanas; es algo que forma parte de un discurso internacional de relacionar el mundo humano con el natural en un momento, en la época entre la Primera y la Segunda Guerra Mundiales, en que se vive una crisis intelectual muy profunda", dijo.

En este sentido, Zavala plantea la exposición como una manera nueva de ver a Kahlo más allá de su vida personal: "Los libros sobre ella se centran en su biografía, en sus relaciones románticas y su salud ... Se la muestra como alguien muy narcisista, muy débil y muy cerrada intelectualmente y obsesionada con su vida personal, y eso no era Frida Kahlo".

"Creo que esta exposición pueda abrir esa puerta otra vez, de que sí hay cosas nuevas que podemos decir y estudiar sobre Frida Kahlo", concluyó.

La exhibición, que estará abierta hasta el 1 de noviembre, irá acompañada actividades como una lectura de poesía de Octavio Paz, un festival de cine y una muestra de cocina mexicana.

___

En Internet:

http://www.nybg.org/frida/