CIUDAD DE MÉXICO (AP) — La ex primera dama y candidata independiente a la presidencia de México, Margarita Zavala, anunció el miércoles que retira su candidatura para las elecciones del 1 de julio.

“He decidido decirles a los ciudadanos que retiro la candidatura de la contienda por un principio de congruencia, por un principio de honestidad política”, afirmó durante una entrevista con la cadena Televisa que será divulgada completa por la noche.

La cadena adelantó vía Twitter un pequeño fragmento del video en el que Zavala asegura también que esta decisión tiene como objetivo “dejar en libertad a los que generosamente me han apoyado y tomen su decisión como se debe tomar en esta difícil contienda”.

Al margen de su matrimonio con el expresidente Felipe Calderón, que gobernó de 2006 a 2012, Zavala tiene una larga trayectoria política. Durante 33 años estuvo en las filas del derechista Partido de Acción Nacional (PAN), una agrupación que abandonó por las divisiones que se crearon en su seno a la hora de buscar un candidato de consenso para estas elecciones.

Según Zavala, Ricardo Anaya, el titular de esa fuerza política y ahora su candidato oficial, maniobró para lograr su proclamación apartando a todos sus rivales en una contienda que el expresidente Calderón no dudó en calificar de deshonesta.

Después de meses de campaña recogiendo firmas, Zavala logró el apoyo suficiente para postularse de forma independiente aunque los sondeos le daban un apoyo muy minoritario, de menos de 5% de intención de voto. Sin embargo, todo apunta a que su nombre seguirá estando en las boletas electorales del 1 de julio porque ya comenzó su impresión.

La salida de Zavala a un mes y medio de la votación podría favorecer a Ricardo Anaya, el líder de la coalición entre la derecha del PAN y la izquierda del Partido de la Revolución Democrática (PRD) y el Movimiento Ciudadano.

Anaya se mantiene en un segundo lugar en los sondeos, lejos del favorito. Según la última encuesta de esta semana, divulgada por Bloomberg, el izquierdista Andrés Manuel López Obrador está 18 puntos por delante.

No obstante, el panista lleva semanas intentando apelar al voto útil. En un mensaje en Twitter tras la renuncia de Zavala, expresó su "reconocimiento" por sus "valiosas" aportaciones al país y a la contienda electoral y la calificó de mujer "valiente y de principios".

Previamente, en una entrevista el lunes con Milenio, Anaya reconoció que el conflicto con Zavala en el seno del PAN se pudo haber procesado "de mejor manera" y adelantó que su intención era "sumar fuerzas".

"Hay momentos para competir y momentos para construir", dijo.

El tercero en la contienda, el aspirante del oficialista del Partido Revolucionario Institucional (PRI), José Antonio Meade, alabó a Zavala casi en los mismos términos que Anaya. “Mi mayor respeto y admiración a @Mzavalagc, mujer honesta, inteligente y congruente. Siempre contará con mi amistad y reconocimiento. Nuestra democracia se fortalece con su participación y valentía”, escribió en un tuit.

El candidato del PRI está intentando remontar en las encuestas y no duda en coquetear con panistas como el expresidente Vicente Fox, con quien se reunió y fotografió el miércoles.

Desde principios de mayo, algunos sectores especulan sobre posibles declinaciones de los candidatos con menos posibilidades. Uno de los portavoces de Meade, Javier Lozano, criticó en declaraciones a Radio Fórmula el pasado 1 de mayo que hubiera una “corriente” en el sector empresarial que estaba ejerciendo “una presión muy grande” para que tanto Zavala como Meade declinaran en favor de Anaya.

El columnista Salvador García Soto, en un artículo del miércoles en El Universal, recoge esta misma idea y asegura: “los mismos empresarios que intentaron también convencer al presidente [Enrique] Peña Nieto para que hiciera declinar al candidato del PRI, José Antonio Meade, en favor del Frente por México [la coalición de Anaya], finalmente sí lograron el objetivo con Zavala” aunque la independiente, de momento, no ha apoyado expresamente a ningún presidenciable.

El expresidente Calderón, por su parte, optó por mirar a futuro. “Hay mucho que hacer hacia delante”, le decía su esposa a través de Twitter.

El único candidato independiente que se mantiene en la carrera es Jaime Rodríguez “El Bronco”, gobernador con licencia del norteño estado de Nuevo León, aunque siempre ha estado último en los sondeos y cuenta con menos de un 3% de intención de voto.

“El Bronco” se jactó de ser el único aspirante independiente de verdad y dijo que no sería de extrañar que pasado mañana diga Zavala diga “me voy con Meade o me voy con Anaya”. “Yo no me bajaré del caballo”, adelantó en Twitter.

A cuatro días del próximo debate presidencial, las redes sociales no olvidaron el humor. “La renuncia de Margarita Zavala es un golpe duro para los que ya teníamos listos los memes para el segundo debate”, decía una tuitera @miriam_Junne.