MANCHESTER, Inglaterra (AP) — Manchester United arrojó más miseria sobre Liverpool, venciendo el domingo a su rival histórico 3-0 en la liga Premier y llevándose con ello su sexto triunfo en fila para resaltar la transformación de las fortunas de los dos clubes más grandes en Inglaterra.

En el otro duelo dela jornada, Tottenham Hotspur se impuso 2-1 al local Swansea gracias a un gol de última hora de Christian Eriksen. El joven Harry Kane abrió la cuenta por los Spurs apenas a los 4 minutos, pero Swansea empató las acciones con una diana de Wifried Bony a los 48.

Wayne Rooney y Juan Mata — éste último en posición adelantada — anotaron para dar a United una ventaja de 2-0 antes de la pausa, y Robin van Persie añadió el tercero a los 71 minutos en el Old Trafford.

United sigue tercero, a ocho puntos del líder Chelsea, mientras que Liverpool anda a mediados de la tabla y batallando para recuperar la forma que le vio retar por el título la campaña pasada.

La pizarra final fue severa con Liverpool, que obligó al arquero David de Gea a realizar una serie de paradas brillantes de disparos de Raheem Sterling y Mario Balotelli.

Los visitantes fueron también desafortunados al no marcársele e marcó posición adelantada al español Mata cuando éste remató de cabeza para el 2-0 a los 40 minutos, desinflando el buen comienzo de Liverpool.

"Ellos fueron mucho más certeros cuando tuvieron que serlo", dijo el técnico de Liverpool Brendan Rodgers. "El hecho de que el portero de ellos fue el jugador del partido lo dice todo".

Mientras que la ausencia de un goleador rotundo y una pobre defensa le siguen dando dolores de cabeza a Rodgers, United y su técnico Louis Van Gaal se están metiendo en la pelea por el cetro sin estar en la mejor forma.

Tras haberse gastado alrededor de 250 millones de dólares e n el verano para fortalecer el equipo, un reto por el título es lo menos que esperan hinchas y la gerencia — aunque ninguno de los nuevos contratados fue titular contra Liverpool. Van Gaal está consiguiendo resultados con los jugadores que heredó de Moyes — y un poco de suerte.

"Ganar seis partidos seguidos en fantástico, pero tenemos que mejorar nuestro estilo", dijo Van Gaal, que pudo a Rooney en el centro del mediocampo. "Y lo digo prácticamente todas las semanas".