FILADELFIA (AP) — Una familia recuperó el viernes la posesión legal de 10 monedas de oro raras cuyo valor podría ascender a cerca de 80 millones de dólares después que una corte federal de apelaciones revocó el veredicto de un jurado.

Funcionarios del Departamento del Tesoro insisten en que las piezas de valor nominal de 20 dólares, conocidas como Doble Águila, fueron robadas de una casa de moneda en Filadelfia antes de que la serie de 1933 a la que pertenecían fuera fundida cuando el país abandonó el patrón oro.

Argumentan que Joan Langbord y sus hijos no pueden ser los propietarios legales de las monedas que la señora afirma encontró en 2003 en una caja de depósito que la familia tenía en un banco.

El padre de Langbord, el joyero Israel Switt, tenía en la década de 1930 tratos con la casa de moneda federal y en dos ocasiones se le investigó por la posesión de dichas monedas. En 2012, un jurado emitió un veredicto favorable al gobierno.

Sin embargo, la corte de apelaciones restituyó la posesión de las monedas a los Langbord porque las autoridades federales no habían respondido dentro del plazo de 90 días a un reclamo de propiedad confiscada que presentó la familia en 2004.

El abogado de la familia, Barry Berke, declaró: "Evidentemente el Congreso tuvo la intención de restringir la facultad del gobierno cuando intentara la confiscación de propiedad a los ciudadanos, y el fallo de hoy reafirma que esos límites son verdaderos y no habrá excusas cuando los infrinja el gobierno".

Una moneda doble águila que alguna vez perteneció al rey Farouk de Egipto se vendió en 2002 por 7,6 millones de dólares.