NUEVA YORK (AP) — Fiscales federales presentaron el miércoles cargos de terrorismo en contra del inmigrante uzbeko acusado de un atropellamiento masivo que dejó ocho muertos, argumentado que fue incitado a realizar el ataque por los exhortos del grupo Estado Islámico publicados en internet, y que eligió Halloween porque sabía que habría más gente en las calles.

Incluso en el hospital, tras ser baleado por la policía, Sayfullo Saipov pidió desplegar la bandera del Estado Islámico en su habitación, y dijo que “se sentía bien sobre lo que había hecho”, dijeron los fiscales en documentos de la corte. Saipov fue llevado en silla de ruedas a la corte para enfrentar los cargos, que podrían derivar en la pena capital.

En tanto, el FBI dijo que quería interrogar a una segunda persona originaria de Uzbekistán _Mujammadzoir Kadirov, de 32 años_ y que ya había sido localizada. Un funcionario del orden dijo que Kadirov podría no estar involucrado con el caso, pero los investigadores comenzaron a sospechar luego de que no podían localizarlo, siendo uno de los pocos amigos de Saipov. El funcionario habló con AP bajo condición de anonimato al no contar con autorización para hablar públicamente sobre el caso.

Saipov asintió con la cabeza en repetidas ocasiones cuando le leyeron sus derechos en un breve procedimiento en el tribunal, en el que contó con la asistencia de un intérprete de ruso.

Su abogado designado por la corte, David Patton, dijo que Saipov estaba “sumamente adolorido” y pidió recibir tratamiento para sus heridas y muletas o silla de ruedas en la prisión federal en la que permanece sin derecho a fianza.

Fuera de la corte, Patton pidió un trato justo para su cliente.

“Espero que, dada toda la atención del caso y toda la atención que seguramente seguirá recibiendo, todos permitan que se desarrolle el proceso judicial”, comentó. “Les prometo que la manera en que tratemos al señor Saipov a lo largo de este proceso judicial dirá mucho más de nosotros de lo que dirá de él”.

Saipov, acusado de conducir el martes una camioneta alquilada sobre una ciclovía ubicada cerca del nuevo monumento del World Trade Center, fue acusado de proporcionar material de apoyo a un grupo terrorista y de cometer actos de violencia y destrucción con vehículos de motor con resultado de muerte.

De acuerdo con los fiscales, tenía 90 videos y 3.800 fotografías en uno de sus dos teléfonos celulares, muchos de ellos relacionados con propaganda del Estado Islámico, incluyendo imágenes de prisioneros decapitados, baleados o atropellados con tanques.

Saipov dejó cuchillos y una nota, escrita en árabe e inglés, que incluía referencias religiosas islámicas y decía: “Imploración islámica. Resistirá”, dijo la agente del FBI, Amber Tyree, en documentos de la corte. “Resistirá” es una referencia común al Estado Islámico, destacó Tyree.

Interrogado en el hospital, Saipov dijo que fue inspirado por los videos del Estado Islámico que miraba en su teléfono celular y comenzó a planear el ataque hace cerca de un año, y un par de meses atrás se decidió a utilizar una camioneta, comentó Tyree.

Durante las últimas semanas, Saipov buscó en internet información sobre Halloween en la ciudad de Nueva York y de renta de camionetas, dijo la agente. Incluso Saipov alquiló una camioneta el 22 de octubre para practicar las vueltas e inicialmente esperaba ingresar a la ciclovía en el bajo Manhattan para arrollar a más peatones sobre el Puente de Brooklyn, relató Tyree.

Incluso consideró desplegar banderas del EI en el vehículo durante el atentado, pero optó no hacerlo para no llamar la atención, dijeron las autoridades.

___

Los periodistas de Associated Press Dake Kang en Stow, Ohio; Tom Hays, Larry Neumeister, Karen Matthews y Kiley Armstrong en Nueva York; Deepti Hajela y Wayne Parry en Paterson, Nueva Jersey; Shawn Marsh en Trenton, Nueva Jersey; Michael Balsamo en Los Ángeles; y Michael R. Sisak en Filadelfia contribuyeron con este despacho.