TALLAHASSEE, Florida, EE.UU. (AP) — El gobierno del presidente Donald Trump cedió ante la presión del gobernador de Florida Rick Scott e indicó que no permitirá la perforación de petróleo en el litoral del estado.

El secretario del Interior Ryan Zinke dijo luego de una reunión con Scott que la perforación petrolera estaría “fuera de la mesa” en cuanto a las aguas en el este del Golfo de México y en el Océano Atlántico frente a Florida.

La semana pasada, Zinke anunció planes para expandir considerablemente la perforación de petróleo en aguas marítimas, desde el Océano Atlántico, hasta el Ártico y el Pacífico. El plan se vio enfrentado de forma inmediata con la oposición bipartidista en ambas costas.

Scott, quien se prevé se postule como candidato al Senado este año, se opuso al plan cuando fue anunciado.

Trump, que visita frecuentemente el estado, ganó los 29 votos electorales de Florida en las elecciones presidenciales de 2016.