PYEONGCHANG, Corea del Sur (AP) — El austriaco Markus Schairer ha sido llevado de vuelta a su país para recibir tratamiento, luego de fracturarse el cuello durante un escalofriante accidente en los cuartos de final de las competencias de snowboarding en los Juegos Olímpicos.

Schairer perdió el control de la tabla de nieve cuando realizaba su último salto del jueves, en un traicionero recorrido cuesta abajo. Cayó de espaldas sobre la superficie gélida, y el impacto hizo que sus gafas salieran volando.

El deportista logró ponerse en pie, antes de acudir a la enfermería, donde se le realizaron análisis.

De acuerdo con el Comité Olímpico de Austria, Schairer se fracturó la quinta vértebra cervical. El Comité añadió que no hay indicios de que el deportista de 30 años haya sufrido alguna discapacidad neurológica o daño de largo plazo.