LONDRES (AP) — Una de las principales compañías balleneras en Islandia anunció que dejó de cazar ballenas minke este año, en respuesta a una nueva regulación del gobierno que extendió el área protegida de las ballenas barbadas.

La suspensión temporal llega un mes antes que lo esperado, dijo el jueves Gunnar Jonsson, dueño de la compañía ballenera IP-Utgerd Ltd.

El empresario dijo que obedecer la nueva regla implicaría navegar más lejos en alta mar para arponear las ballenas y que eso no es económicamente viable. Agregó que su compañía se concentrará ahora en mejorar sus barcos con vistas a la próxima temporada.

"Para el año próximo, tendremos que arreglar algo”, dijo, y añadió que pudiera contratar más tripulantes si es necesario.

El Fondo Internacional para el Bienestar de los Animales (IFAW) dijo que el anuncio es “muy buena noticia para las ballenas minke y para Islandia”, pero apuntó que el país simplemente había importado carne de ballena de Noruega.

La suspensión de la caza de las ballenas de minke se produce un mes después de que otra compañía ballenera islandesa, Hvalur HF, fue criticada por matar un raro híbrido de ballena azul y rorcual común.

Las ballenas azules, el mayor animal en la Tierra, han estado protegidas bajo la ley internacional durante décadas. El comercio de híbridos de ballena azul y rorcual es ilegal.

Kristjan Loftsson, el dueño de Hvalur, dijo que la nueva regulación no tendrá impacto en las operaciones de su compañía, que caza rorcuales comunes. Dijo que su compañía caza los cetáceos más allá del santuario protegido y que así lo seguirá haciendo. Reconoció haber matado inadvertidamente el híbrido, pero agregó que no había forma de saberlo antes de realizar pruebas genéticas.

IFAW dijo que proseguirá su campaña contra la caza de ballenas, que llamó “cruel´, derrochadora e innecesaria”.