SANÁ, Yemen (AP) — Ocho personas murieron el domingo en un bombardeo de la coalición prosaudí contra un edificio de la policía en Saná, capital de Yemen, informaron los rebeldes.

Los rebeldes conocidos como hutis emitieron un comunicado indicando que un menor de edad murió y 58 personas resultaron heridas en el ataque del domingo, el cual dañó gravemente un departamento de registros.

Las autoridades de seguridad y los testigos dijeron que muchos de los muertos eran civiles. Dichas personas hablaron bajo condición de anonimato debido a que temían alguna represalia.

La coalición liderada por Arabia Saudí ha estado en guerra con los rebeldes asentados en el norte del país, quienes pertenecen de la secta chií zaidi, desde marzo de 2015 para reinstalar el gobierno del presidente Abed Rabo Mansur Hadi.

Los rebeldes controlan la capital Saná, así como su bastión Sa’dah, en el norte, y teóricamente son apoyados por Irán.