WASHINGTON (AP) — El déficit presupuestario estadounidense ascendió a 146.800 millones de dólares en mayo, con lo que en lo que va de año la cifra supera en 23% la registrada en el mismo período del año anterior.

El déficit de mayo se compara con el de 214.300 millones en abril, un mes que usualmente da positivo debido a que es el plazo para el pago de impuestos.

El Departamento del Tesoro informó el martes que el déficit para los primeros ocho meses del año fiscal, que comienza el primero de octubre, asciende a 532.200 millones de dólares, un aumento de 99.400 millones con respecto a los 432.900 millones registrados el mismo período del año pasado.

El aumento del déficit se debe en parte a la reducción de impuestos aprobada por el presidente Donald Trump y la mayoría republicana en el Congreso en diciembre.

La Oficina de Asuntos Presupuestarios del Congreso calcula que el déficit este año alcanzará los 804.000 millones de dólares, un aumento de 138.000 millones con respecto al del año pasado, que fue de 665.800 millones. Además calcula que, debido al recorte de impuestos y los aumentos en egresos por concepto de Seguridad Social y Medicare, los déficits superarán el billón de dólares a partir del año entrante.

Los responsables de la Seguridad Social y del Medicare emitieron un reporte la semana pasada calculando que se necesitará transferir 416.000 millones de dólares del gobierno para poder pagar las prestaciones este año. Será la primera vez que la Seguridad Social necesitará de fondos ajenos desde la época en que gobernaba Ronald Reagan.