MOSCÚ (AP) — Rusia ofreció el miércoles restablecer los precios rebajados que le daba a Ucrania cuando gobernaba un presidente prorruso, pero Kiev demandó un acuerdo todavía mejor e incluso pidió un arbitraje para solucionar el tema.

Desde Moscú, el presidente ruso Vladimir Putin dijo que Rusia ofrecía el descuento como un "acuerdo de asociación". El ministro ruso de Energía Alexander Novak especificó un precio de 385 dólares por cada 1.000 metros cúbicos de gas, de acuerdo con agencias rusas.

"Pensamos que nuestra oferta es más en un espíritu de asociación encaminado a apoyar la economía ucraniana en un momento difícil", dijo Putin en declaraciones transmitidas por la televisión. "Pero si nuestra oferta es rechazada, esto significa que entraremos en otra etapa. Esa no es nuestra decisión, no la queremos".

La prensa rusa informó que el ministro ucraniano de Energía Yuri Prodan dijo que Kiev busca un precio menor al propuesto, que es lo que Ucrania había pagado hasta finales del año pasado. El funcionario agregó que el gobierno opina que un arbitraje es la mejor opción para solucionar el tema.

Sin embargo, Prodan agregó que Ucrania está abierta a llegar a un precio temporal mientras el arbitraje está en marcha.

Putin y su ministro Novak dijeron el miércoles que Moscú también está listo para que los descuentos sigan vigentes por un año.

De momento no está claro si Rusia espera algo a cambio.

Horas antes, la empresa de gas rusa Gazprom dio una semana más de plazo a Ucrania para que comience a pagar su deuda por venta de gas, pero amenazó con cortar los suministros si no lo hace.

El director Alexei Miller dijo a agencias rusas luego de las negociaciones sobre el tema con Ucrania en Bruselas que el plazo se extendió hasta el próximo lunes.

Rusia y Ucrania negocian la manera en que Kiev cumpla con las elevadas deudas por compra de gas, cuyo monto está en disputa. Ucrania se ha atrasado con los pagos lo que ha llevado a Moscú a amenazar con pedir pagos anticipados para entregas futuras o reducir el suministro.

Rusia canceló los descuentos en el energético para Ucrania tras el derrocamiento del presidente pro ruso Viktor Yanukóvich. Ucrania busca un nuevo acuerdo antes de saldar sus deudas.