BOGOTÁ (AP) — La fiscalía colombiana capturó el miércoles a un general en retiro que al parecer estuvo involucrado en interceptaciones ilegales.

Humberto Guatibonza, quien fue comandante de la policía metropolitana de Bogotá y director antisecuestro de esa institución durante más de diez años, fue detenido en una zona capitalina y trasladado a los calabozos de la fiscalía al occidente de la ciudad. La fiscalía lo señala por seis delitos, entre ellos, concierto para delinquir agravado, utilización ilícita de redes de comunicación, interceptación de datos informáticos y violación de datos personales.

El pasado 4 de agosto, la fiscalía capturó a tres oficiales retirados del ejército y a un civil por presuntamente obtener ilegalmente información reservada de políticos, empresas integrantes de la fuerza pública y de funcionarios judiciales y de la fiscalía para venderla a terceros. Las investigaciones establecieron que para el efecto, la fachada utilizada serían dos empresas en Cali, mientras que el centro de operaciones criminales estaría en Ipiales (Nariño), y desde allí se habría acopiado información de inteligencia sobre movimientos, ubicación y operaciones de objetivos militares, políticos y de sus familiares. Según la fiscalía, esa red delincuencial cobraba unos 950 dólares por cada actividad ilícita que realizaba.

En ese entonces las autoridades dijeron que hay pruebas y testimonios que indican que el exgeneral Guatibonza no era parte de la organización delincuencial, pero que formaría parte de las personas que solicitaban servicios a estos centros y eso implicaría un grado de determinación en esas conductas.