SAN FRANCISCO (AP) — Apple anunció el miércoles que la próxima actualización del software para sus dispositivos móviles incluye una opción que permitirá a los propietarios de iPhones viejos desactivar una función que vuelve lentos los teléfonos para evitar que las baterías se agoten.

La actualización gratuita se implementará en la primavera.

Los controles adicionales buscan calmar a los dueños de iPhones que se enfurecieron cuando Apple reconoció el mes pasado que sus actualizaciones recientes volvían _en secreto_ más lentos los teléfonos viejos cuando sus baterías se agotaban.

Muchas personas creen que Apple afectaba a propósito el desempeño de los iPhones viejos para mejorar la venta de sus teléfonos más nuevos y costosos. La compañía insistió en que simplemente estaba tratando de extender la vida de los teléfonos viejos, pero el mes pasado se disculpó y prometió reparar las baterías en aparatos afectados con 50 dólares de descuento, por lo que el costo final sería de 29 dólares..

A pesar de la disculpa de Apple, la empresa todavía enfrenta una investigación por parte de las autoridades en Francia, una serie de cuestionamientos en el Senado estadounidense y una serie de demandas de consumidores por la mala conducta.

Además de dar a las personas mayor control sobre la operación de los iPhones viejos, la actualización que viene, la iOS 11.3, también mostrará el desempeño de la batería del aparato. Apple había prometido agregar una función de la batería cuando se disculpó con los consumidores el mes pasado.

Otras funciones que vienen para la siguiente actualización incluirán la capacidad de ver los historiales médicos en la app de salud de Apple, más trucos en su herramienta de realidad aumentada y más emojis animados que funcionan con la tecnología de reconocimiento facial en el iPhone X.