WASHINGTON (AP) — El presidente de Estados Unidos Donald Trump manifestó bruscamente el miércoles que su secretario de Justicia debía de poner fin “ahora mismo” a la pesquisa federal sobre la campaña que lo llevó a la Casa Blanca, en lo que representa un nuevo ataque contra la investigación del fiscal especial que podría poner en peligro su presidencia.

Trump también arremetió contra el juicio _que acaba de comenzar_ de su ex jefe de campaña Paul Manafort incoado por el equipo del fiscal especial Robert Mueller.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca Sarah Huckabee Sanders se apresuró a explicar que el tuit de Trump no era “una orden” y que el mandatario no instruyó a su secretario de Justicia a hacer algo. “Es la opinión del presidente”, aseveró.

Sin embargo, la avalancha de tuits matutinos por parte de Trump hizo resurgir conjeturas de que el mandatario podría intentar poner fin a la pesquisa del fiscal especial sobre la posible colusión entre la campaña presidencial de Trump con Rusia. También revivió la idea de que los tuits del presidente pueden utilizarse como evidencia de que está tratando de obstruir la justicia.

Mientras tanto, el abogado de Trump, Rudolph Giuliani, dijo que continúan las negociaciones para que Mueller pueda entrevistar a Trump, aunque señaló: “No les voy a dar mucha esperanza de que eso vaya a suceder”. Agregó que ambas partes habían intercambiado propuestas de las condiciones para dicha entrevista y que “ayer recibimos una carta de ellos y ahora estamos en el proceso de responderles”.

En los últimos días, Trump ha dicho en privado que tanto las fuerzas del gobierno como los medios de comunicación están tratando de perjudicarlo. Ello incluye los cargos contra su ex jefe de campaña y la distorsión del resultado de la cumbre llevada a cabo en Helsinki para hacer parecer que estaba comprometido con Rusia, según dijeron dos republicanos cercanos a la Casa Blanca, quienes no estaban autorizados para hablar públicamente sobre conversaciones privadas.

Trump estuvo siguiendo de cerca la cobertura mediática del juicio de Manafort, lo cual desató la avalancha de tuits, según los dos republicanos y dos funcionarios de la residencia presidencial.

“El presidente no está obstruyendo, solo se defiende”, dijo Sanders, descartando la idea de que los tuits de Trump podrían ser un equivalente a obstrucción de la justicia.

El tuit más incendiario de Trump dice: “Esta es una terrible situación y el secretario de Justicia Jeff Sessions debe detener esta cacería de brujas amañada ahora mismo, antes de que siga manchando a nuestro país. ¡Bob Mueller tiene fuertes conflictos de interés, y sus 17 demócratas molestos que están haciendo su trabajo sucio son una vergüenza para Estados Unidos!”.

___

El periodista de The Associated Press Mark Sherman contribuyó a este despacho.

___

Lemire está en Twitter como: http://twitter.com/@JonLemire

Miller como: http://twitter.com/@zekejmiller