PARÍS (AP) — Expertos chinos en pandas gigantes y encargados de un zoológico francés trabajan para garantizar la sobrevivencia de una cría de panda, después de que su mellizo falleciera poco después de que se registrara el primer nacimiento de la especie en Francia.

Las imágenes que difundió el sábado el Beauval Zoo, al sur de parís, muestran a la madre Huan Huan abrazando al cachorro, y a cuidadores del zoológico alimentándolo con una pequeña botella dentro de una incubadora.

El pequeño y rosado macho pesó 142 gramos (cinco onzas) y es pequeño en comparación a su madre de 86 kilogramos (190 libras). Huan Huan dio a luz el viernes a mellizos, pero uno de ellos nació demasiado débil para sobrevivir. Huan Huan y su compañero Yuan Zi están a préstamo de China durante 10 años.

Los alumbramientos de pandas son seguidos de cerca debido a que siguen siendo raros. Existen alrededor de 1.800 pandas en estado salvaje en China y hay alrededor de 400 en cautiverio en todo el mundo.