BARCELONA (AP) — Diego Costa regresó al once titular en la liga española, pero el Atlético de Madrid apenas pudo empatar de local el sábado 1-1 con el Girona, y podría verse distanciado al término de la 20ma fecha del líder Barcelona, doblemente reforzado tras la derrota por 2-1 del Valencia en Las Palmas.

Antoine Griezmman puso en ventaja al Atlético, que se mantiene junto al Barsa, rival dominical del Betis, como el menos goleado del campeonato con solo nueve tantos encajados.

Pero el noveno, obra de Cristian Portu en el tramo final, podría costarle caro al equipo dirigido por el argentino Diego Simeone, todavía segundo en la clasificación con 43 puntos por los 51 del Barsa, y a solo tres unidades del tercer posicionado Valencia.

“Nos confiamos, tuvimos un despiste y nos hicieron el gol”, lamentó el central uruguayo del Atlético, José Giménez. “Seguimos peleando por lo que podemos y vamos a intentar acabar lo más arriba posible”.

Griezmann marcó a los 34 minutos y se colocó como máximo goleador rojiblanco en la liga con seis dianas, pero Simeone sustituyó a los 61 a Costa, sancionado la fecha anterior, y Portu niveló a los 73, dejando al Girona como octavo clasificado con 27 unidades.

“Se nos escapan dos puntos. Hicimos un ben partido, lo teníamos controlado, pero nos llegó un gol en una situación complicada. El mejor de ellos fue el portero”, analizó Simeone. “Seguimos buscando los objetivos del club. Lo veo con tranquilidad”.

El Valencia se adelantó en Las Palmas con el séptimo tanto de Santi Mina a los cinco minutos y pudo ampliar en un posterior disparo al poste del goleador. Pero los canarios igualaron con una volea de Jonathan Viera (20) tras asistencia del argentino Jonathan Calleri, quien luego transformaría un penal a los 53 por mano de Gabriel Paulista, expulsado al protestar.

Los valencianistas acabaron con nueve futbolistas al ver también Rubén Vezo doble tarjeta amarilla y firmaron su cuarta derrota liguera, pero continúan con 40 unidades. El equipo canario, ahora con 14, abandonó la cola de clasificación en perjuicio del Málaga.

El Villarreal, por su parte, ganó 2-1 al visitante Levante y rebasó momentáneamente al ahora quinto Real Madrid, tomando el cuarto lugar con 34 puntos.

Manu Trigueros, con un penal convertido a los 26 minutos, y Denis Cheryshev, rematando un cruce de Enes Unal a los 50, auparon al “Submarino Amarillo” a su primer triunfo local en tres fechas, mientras que los levantinistas recortaron con otra pena máxima de Roger Martí en los descuentos y siguen 16tos.

El Sevilla derrotó por 3-0 al Espanyol con goles del argentino Franco Vázquez a los 15 minutos, Pablo Sarabia (34) y el colombiano Luis Muriel (90), y alcanzó los mismos 32 puntos que el Madrid, rival dominical del Deportivo La Coruña y pendiente de disputar también otro partido aplazado.

Dos días después de vencer por 2-1 al Atlético en cuartos de final de la Copa del Rey, Sevilla frenó una racha de cinco fechas sin ganar, incluyendo tres derrotas en fila.

El Atlético sometió mayormente al Girona, que pocas veces dio la sensación de inquietar al equipo de Simeone.

Incordio constante para los gerundenses, Costa tiró del cuadro rojiblanco en punta y Griezmann hizo una primera aproximación con una volea lejana que controló Yassine Bounou.

El arquero visitante también sacó una buena mano ante un balón picado en carrera por el argentino Angel Correa tras pase al espacio de Griezmman, quien finalmente cantó el gol al enganchar con la zurda una dejada aérea de Costa en aparatoso choque con Bounou.

El descanso le sirvió al Girona para relevar al portero lesionado por Gorka Iraizoz y mejorar sus prestaciones ofensivas con algún susto a balón parado, que condicionó la estrategia final del Atlético.

Ya sin Costa sobre la cancha, Iraizoz tuvo tiempo de parar un remate del también suplente Yannick Carrasco y permitir así el empate de los visitantes por vía de Portu, quien se adelantó a la defensa madrileña tras un mal rechace y pase de cabeza del central colombiano, Bernardo Espinosa.

“El punto sabe a victoria. Nuestro objetivo es la salvación. Luego ya miraremos más arriba”, dijo Portu, ya con ocho dianas en su cuenta particular.