WASHINGTON (AP) — Una comisión clave del Senado pasó el martes un paquete fiscal integral al pleno de la cámara alta, otorgándoles a los líderes republicanos un triunfo en su intento por aprobar la primera reforma de impuestos en el país en 31 años.

La Comisión de Presupuestos del Senado votó 12-11 a favor de la medida, después de que dos republicanos del panel que habían expresado la posibilidad de votar en contra de la propuesta — Bob Corker, de Tennessee, y Ron Johnson, de Wisconsin — otorgaron su respaldo.

El presidente Donald Trump cabildeó personalmente con los senadores republicanos el martes en el Capitolio, y la propuesta fue aprobada sin gran fanfarria, más allá de algunos cuantos manifestantes que intentaron interrumpir la votación. Los 11 demócratas en la comisión votaron en contra.

La Casa Blanca festejó el resultado de la votación.

“Es innegable el ímpetu que impulsa nuestras prioridades compartidas de crecimiento de empleos, competitividad económica y responsabilidad fiscal a través de la reforma de impuestos”, dijo la secretaria de Prensa de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, en una declaración.

Como premio adicional para algunos republicanos, la comisión presupuestaria añadió una cláusula a la propuesta fiscal que permitiría las perforaciones petroleras en el Refugio Nacional Ártico de Vida Silvestre, en Alaska.

La medida aún enfrenta obstáculos en el Senado, y al menos seis senadores han expresado preocupaciones por momentos contradictorias.

La propuesta recibió un impulso el martes cuando la senadora Susan Collins, republicana por Maine, obtuvo respaldo para enmendar la medida a fin de permitirles a los propietarios de viviendas deducir en sus declaraciones federales al menos una porción de sus impuestos prediales locales.

La propuesta actual del Senado deroga todas las deducciones de impuestos estatales y locales, algo que actualmente ayuda a más de 43 millones de familias a reducir sus facturas tributarias. Collins dijo que Trump y los líderes republicanos en el Senado estuvieron de acuerdo con enmendar la medida a fin de permitirles a los propietarios de vivienda la deducción de hasta 10.000 dólares en impuestos prediales. La propuesta aprobada por la Cámara de Representantes cuenta con una cláusula similar.

“Es una suposición justa”, respondió Collins cuando se le preguntó si ahora era más factible que apoyara la propuesta.

Johnson se ha quejado de que el paquete no reduce los suficientes impuestos para los propietarios de negocios que reportan ganancias empresariales en sus declaraciones individuales. Corker dijo que le preocupa que el paquete incremente la deuda del gobierno federal en 20 billones de dólares.

___

Los periodistas de Associated Press Andrew Taylor, Alan Fram y Jill Colvin contribuyeron a este despacho.

___

Stephen Ohlemacher está en Twitter como: http://twitter.com/stephenatap