CIUDAD DE MÉXICO (AP) — Fernando Alonso volverá a incursionar fuera de la Fórmula Uno cuando maneje en enero en las 24 horas de Daytona, una señal de que podría intentar manejar más adelante en Le Mans.

El piloto español, dos veces campeón mundial de la F1, manejó este año en las 500 millas de Indianápolis de la IndyCar, donde fue líder durante 27 vueltas hasta que su vehículo sufrió un problema de motor que lo obligó a retirarse.

Alonso ha dicho que quiere conquistar una especie de triple corona del automovilismo ganando el Gran Premio de Mónaco de la F1, las 500 millas de Indianápolis de IndCar, y la carrera de resistencia Le Mans. El español ya ganó en Mónaco.

Alonso renovó la semana pasada su contrato por otro año con la escudería McLaren de F1.

La carrera en Daytona será la primera vez que Alonso maneje un vehículo prototipo.