GORLIVKA, Ucrania (AP) — La policía y las fuerzas de seguridad ucranianas son "incapaces" de restaurar el orden en dos zonas orientales vecinas con Rusia y en algunos casos cooperan con los activistas prorrusos que han ocupado algunos edificios y capturado rehenes, dijo el miércoles el primer ministro ucraniano en funciones.

Aleksánder Turchínov dijo que el objetivo del gobierno es ahora impedir que la agitación se extienda a otros territorios del país de 46 millones de personas.

Su gobierno interino en Kiev y las naciones occidentales acusaron a Moscú de fomentar la agitación en el este de Ucrania, fronterizo con Rusia. Estados Unidos y la Unión Europea impusieron dos rondas de sanciones a Rusia, pero éstas afectan principalmente a políticos, un puñado de empresarios allegados al presidente Vladimir Putin y sus empresas, ninguna de las cuales es pública.

Moscú sostiene que no ha intervenido en el conflicto.

Turchínov habló horas después que milicianos prorrusos ocuparan más edificios administrativos en el este de Ucrania.

Mientras tanto, las autoridades municipales de Kiev anunciaron inesperadamente maniobras de seguridad desde el miércoles por la noche a la mañana del jueves, que podrían alarmar a los insurgentes orientales partidarios de mayor independencia e incluso la secesión, aunque podría ser una maniobra de apaciguamiento a los ucranianos temerosos con la admisión de impotencia de Turchínov en el este.

En una reunión en Kiev, Turchínov ordenó a los gobernadores regionales que impidan que la amenaza en el este se extienda al centro y sur del país.

"Seré franco: Hoy las fuerzas de seguridad son incapaces de controlar rápidamente la situación en Donetsk y Lugansk", dijo Turchínov. "Es más, algunas de esas unidades ayudan o cooperan con las organizaciones terroristas".

Agregó que "mercenarios y unidades especiales" atacan en el este de Ucrania.

El alcalde de Járkiv, que ha mantenido en calma la segunda ciudad ucraniana, fue baleado en la espalda a principios de semana.

Yulia Torhovets, vocera del gobierno municipal de Kiev, no dio detalles de las maniobras indicando solamente que la ciudad formuló el anuncio para informar a los residentes.

"No queremos que la gente se asuste cuando vea pertrechos de combate", dijo Torhovets a The Associated Press.

La ex primera ministra y candidata presidencial Yulia Timoshenko pidió a los ucranianos que se unan a las unidades de resistencia que está creando y que actuarían en coordinación con el ejército.

"Ucrania está siendo atacada. Rusia ha iniciado una guerra no declarada contra nuestro país en el este", dijo Timoshenko el miércoles en una declaración. "Pido a los patriotas que nunca participaron incluso en una operación militar que se unan inmediatamente".