LOS ÁNGELES (AP) — La ruptura de una tubería de agua que inundó partes del campus de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA) ha liberado hasta ahora más 75 millones de litros (20 millones de galones) y la fuga no ha sido controlada, dijeron el miércoles autoridades.

Jim McDaniel, del Departamento de Agua y Energía, dijo que la pipa de un siglo de antigüedad que se rompió debajo de la avenida Sunset Boulevard está dejando escapar 3.785 litros de agua (1.000 galones) por minuto.

Esto es una disminución notable comparada con el martes, cuando la fuga en el ducto de 76 centímetros de diámetro (30 pulgadas) inundó las áreas deportivas y recreativas de la universidad.

McDaniel dijo que siguen trabajando para contener la salida de agua.

Horas antes, Jeff Bray, del Departamento de Agua y Energía, informó que la reparación será compleja y que no podrá comenzar hasta que la tubería esté drenada por completo.

Los funcionarios de la UCLA dijeron que seis instalaciones de la universidad resultaron dañadas el martes, entre ellas el foro deportivo Pauley Pavilion.