LAKEPORT, California, EE.UU. (AP) — Los bomberos reportaron progresos el martes en el combate contra los incendios forestales que han azotado algunas de las áreas más pintorescas del norte de California, incluyendo dos que estaban asolando viñedos y colinas cubiertas de maleza y amenazando unas 10.000 viviendas.

Las llamas que se extendían a ambos lados de los condados de Mendocino y Lake quemaron 10 casas el lunes en la noche además de unos 300 kilómetros cuadrados (116 millas cuadradas) de tierras agrícolas.

"El hecho de que ves una gran columna de humo todos los días no quiere decir que no estamos consiguiendo avances en la línea del fuego”, dijo el jefe de batallón de bomberos John Messina en una reunión comunitaria en Lake County.

Messina pidió a la gente a mantenerse alerta porque las llamas pueden saltarse fácilmente las líneas de contención.

Había órdenes de evacuación para los 4.700 residentes del pueblo de Lakeport, además de varias comunidades más pequeñas y una sección del bosque nacional de Mendocino. En total, unas 19.000 personas recibieron instrucciones de dejar sus casas, dijeron funcionarios de bomberos.

Lakeport, al norte de San Francisco, es la principal localidad del condado y un destino popular para pescadores y navegantes que disfrutan a orillas del lago Clear. Pero el lunes en la noche era una ciudad fantasma, con sus principales calles desiertas.

A unos kilómetros de distancia, las brasas, las cenizas y el humo se extendían por los viñedos donde al menos una vivienda ardió pasto de las llamas. Los bomberos prendieron fuegos a los pies de las colinas para quemar los arbustos secos antes de que el incendio pudiese alimentarse de ellas y seguir avanzando. Una flota de aviones realizó continuas descargas de agua y retardante del fuego sobre los focos, llenado el aire con el rugido de los motores.

Unos 160 kilómetros al norte (100 millas), el incendio Carr ha calcinado más de 880 viviendas y matado a seis personas en Redding y sus alrededores. El siniestro ha destruido además otros 348 inmuebles y dañado 165 casas.

Es ya el séptimo incendio más destructivo en la historia de California, dijeron funcionarios.

El comandante de bomberos de California Bret Gouvea dijo que se sentía cautelosamente optimista sobre los progresos logrados contar el incendio, reportó el periódico Record-Searchlight de Redding.

Añadió que odia “decir esas cosas porque esto me ha hecho mentiroso muchas veces”.

Más de 27.000 personas seguían fuera de sus hogares, aunque otras 10.000 fueron autorizadas a regresar el lunes luego que los equipos reforzaron las líneas de contención en el borde occidental. El incendio estaba 27% contenido.

____

Thanawala informó desde San Francisco. Las periodistas de The Associated Press Lorin Eleni Gill y Olga Rodríguez contribuyeron a este despacho.