WASHINGTON (AP) — El presidente Donald Trump iniciará el miércoles sus cabildeos a favor de una reforma impositiva en un evento en la zona manufacturera del Medio Oeste y con palabras fuertes sobre la economía. Lo único que le falta es una propuesta detallada.

Trump pronunciará un discurso en Springfield, Missouri, en las próximas horas centrado en su “visión” para la generación de empleos y crecimiento económico mediante el recorte de tasas y la revisión del código fiscal, según la Casa Blanca. Los detalles se conocerán más adelante cuando los elabore el Congreso, dijeron fuentes oficiales.

Después de un año sin triunfos legislativos importantes, es mucho lo que está en juego para la Casa Blanca y los jefes republicanos, sometidos a la presión creciente de las elecciones intermedias del año próximo. Para mayor complicación, septiembre es un período ajetreado en el cual el Congreso debe financiar al gobierno y elevar el límite de endeudamiento antes de fin de mes, además de aprobar gastos de emergencia para el desastre de Harvey.

Luego de años de promesas incumplidas para derogar la ley de salud conocida como Obamacare, muchos republicanos creen que si no sacan una reforma fiscal, lo pagarán caro en las elecciones legislativas. Si no muestran resultados de su control total del Congreso y la Casa Blanca, los votantes podrían tratar de despojarlos de todo, empezando por la mayoría en la Cámara de Representantes.

Trump anticipó su viaje el domingo a través de Twitter, poniendo el acento en la política. Dijo que Missouri es un “estado maravilloso”, cuya senadora demócrata Claire McCaskill, cuya banca estará en juego el año próximo, “se opone a los grandes recortes de impuestos”, y que un “republicano ganará” en el estado.

___

Erica Werner colaboró con este reporte.