COPENHAGUE, Dinamarca (AP) — El minorista sueco de muebles Ikea se disculpó el sábado por publicar un catálogo dirigido a la comunidad judía ultraortodoxa israelí, que no contenía imágenes de mujeres.

El catálogo fue producido por la filial israelí de la compañía, indicó Ikea, no por el grupo sueco.

El folleto "no es algo que pasara por nosotros", dijo la portavoz Josefin Thorell. "Hemos sido muy claros en que esto no es lo que representa la marca Ikea".

La franquicia israelí "intentó llegar a un grupo de consumidores" y cometió "un error", indicó Thorell el viernes por la noche a la agencia sueca de noticias TT.

La vocera no estaba disponible el sábado para hacer comentarios. No estaba claro cuántos catálogos se habían impreso.

La comunidad ultraortodoxa supone en torno al 11% de la población israelí.