DALLAS (AP) — Un funcionario de Dallas le pidió a la National Rifle Association que realice su convención anual en otra ciudad, denunciando que "la demencia" de las masacres escolares debe parar.

El alcalde interino Dwaine Caraway declaró el lunes a reporteros que la organización estadounidense, que defiende los derechos de compra y tenencia de armas, enfrentará "marchas y protestas" si realiza su convención en Dallas en mayo.

Añadió que la NRA debería asumir su responsabilidad y promover la creación de leyes que eviten las masacres a tiros.

Una vocera del alcalde Mike Rawlings dijo que se firmó un contrato en 2012 permitiéndole a la NRA usar el centro de convenciones de la ciudad.

Un portavoz de la NRA dijo que la agrupación no sopesa mover su cónclave a otra parte y que ya tiene presencia en Dallas, en el sentido de que tiene allí muchos miembros.