VIENA (AP) — Aunque todavía quedaban por contar miles de votos emitidos en las elecciones generales de Austria, el resultado final cambiará poco los resultados preliminares, que han colocado a un ministro de 31 años en camino de volverse el líder más joven de Europa.

Las cifras parciales de las elecciones del domingo todavía no incluyen los votos de los austriacos que viven fuera del país o que están lejos de sus distritos.

El Ministerio del Interior calcula que más de 600.000 votos de ausentes sean contados para el lunes en la noche y el resto _entre 50.000 y 100.000_ para el jueves.

El resultado final podría mover al segundo lugar al Partido Socialdemócrata del canciller Christian Kern y relegar a tercero al Partido Libertad, de extrema derecha, pero el Partido del Pueblo, del ministro del exterior Sebastian Kurz, no está el riesgo.